Lunes, 9 de Mayo de 2011

El cine español se instala en los campamentos de refugiados saharauis

Fishara, que este fin de semana ha celebrado su VIII edición, pone en marcha una escuela audiovisual en el desierto argelino

BRAULIO GARCÍA JAÉN ·09/05/2011 - 15:37h

EFE - Gerardo Olivares, Carlos Barden, Nora Navas y Luis Tosar, durante el Festival de Cine del Sahara (Fisahara)./

La película Entrelobos, dirigida por Gerardo Olivares, y la protagonista de Pa Negre, Nora Navas, se convirtieron este fin de semana en los grandes triunfadores de la VIII edición del Festival Internacional de Cine del Sáhara, el único del mundo que se celebra en un campamento de refugiados. La de Olivares obtuvo la Camella Blanca, el premio a la mejor película, y Navas el premio especial del jurado, la Rosa del desierto, por su papel en la cinta de Agustí Villaronga.

Luís Tosar, otro de los invitados estelares este fin de semana en Dajla, el campamento de refugiados más aislado y alejado de los que hay en el desierto del suroeste argelino, recibió de manos del jurado una mención especial para la película de Icíar Bollaín, También la Lluvia, otra de las que se ha proyectado este fin de semana en Dajla.

Todos los premiados, así como el resto de actores presentes en el festival, desde Alberto Ammann (Lope) Miguel Ángel Silvestre (Verbo) o Carlos Bardem (Entrelobos) expresaron su apoyo a los refugiados saharauis que viven en estos campamentos desde hace treinta y cinco años, tras la ocupación de Marruecos del Sáhara Occidental, antigua provincia española, a finales de 1975. Nora Navas se comprometió "a llevar la lucha saharaui a todos los rincones que pueda".

La escuela de cine del campamento '27 de Febrero'  acogerá a 20 alumnos y espera iniciar los cursos el próximo septiembre

Aunque la entrega de premios y la ceremonia de clausura (en la que cantó el rapero Chojín) tuvo lugar el sábado por la noche en Dajla, Fisáhara reservó el último día del festival, ayer domingo, para inaugurar la Escuela de Formación Audiovisual del Sáhara Occidental en el campamento 27 de Febrero, mucho más cerca de la ciudad de Tindouf. La escuela de cine, que dirigirá Roberto Lázaro, es una iniciativa de los impulsores de Fishara, con Javier Corcuera y José Taboada a la cabeza, acogerá a 20 alumnos y espera iniciar los cursos el próximo mes de septiembre.

La idea es que los refugiados no sólo puedan ver cine durante cuatro días al año, sino que los jóvenes saharauis puedan ellos mismos aprender a contar sus historias en la pantalla. Javier Bardem, según anunció su hermano, ha donado 10.000 euros a la iniciativa. Es, sin duda, la infraestructura mejor equipada que se han podido ver este fin de semana en los campamentos, donde la inmensa mayoría de jaimas y casas de adobe carecen de agua corriente y las de Dajla en particular, también de luz eléctrica.

Noticias Relacionadas