Domingo, 8 de Mayo de 2011

Dos crímenes machistas en poco más de seis horas

Violencia de género. Ninguna de las víctimas había denunciado malos tratos

AGENCIAS / Ó.L.F ·08/05/2011 - 22:44h

EFE - Restos de sangre en el lugar del crimen de Almería. -

Domingo negro de violencia de género. Dos mujeres fueron asesinadas por sus respectivas parejas en sendos sucesos acaecidos en Almería y Madrid con poco más de seis horas de diferencia. Con estas dos muertes, son ya 22 las mujeres fallecidas a manos de sus compañeros sentimentales en lo que va de año.

El primer suceso se produjo sobre las 10.30 de la mañana frente al número 20 de la calle Vinaroz, de la ciudad andaluza. A esa hora, la víctima, de 30 años de edad, salía de su domicilio para sacar a pasear el perro cuando V. F. C., de 42 años y con el que había convivido hasta un mes antes, la abordó y le propinó 20 puñaladas que le causaron la muerte en el acto.

El presunto homicida fue retenido en el mismo lugar de los hechos por varios testigos del suceso hasta que llegó la Policía. No consta que la mujer hubiera presentado ninguna denuncia por violencia de género contra su agresor. Al parecer, ambos estaban registrados como pareja de hecho y tenían dos hijas en común, de 9 y 7 años. Recientemente habían iniciado los trámites de separación.

En Almería, el hombre abordó a su pareja en la calle y la apuñaló 

Según confesó el propio agresor a la Policía, la pareja había mantenido el día anterior una fuerte discusión motivada por las discrepancias que ambos mantenían por la celebración de la primera comunión de la hija mayor de ambos, según informó Europa Press.

El segundo crimen machista se cometió en un piso del número 19 de la calle Ascensión Bielsa, del madrileño barrio de Puente de Vallecas. Sobre las 16.45 horas, un vecino del inmueble telefoneó a los servicios de emergencia para alertar de que en edificio se escuchaban fuertes gritos de un hombre y una mujer. Al llegar al lugar efectivos de la Policía Municipal, encontraron cerrada la puerta blindada de la vivienda y que nadie les abría pese a las reiteradas llamadas. Tuvieron que avisar a los bomberos para que la derribaran.

Una vez dentro, los agentes encontraron en el salón del piso el cuerpo sin vida de Marisol Consuelo, ecuatoriana de 40 años y nacionalizada española, en medio de un gran charco de sangre. Presentaba una herida profunda en el cuello que le había seccionado la vena yugular y la arteria carótida, así como la tráquea, según informó Emergencias Madrid.

En el suceso de Madrid, el presunto autor intentó suicidarse después 

Junto a su cuerpo, los policías encontraron en estado semiincosciente a su marido, Segundo Eulogio Cabascango Pila, de 39 años y origen ecuatoriano, también nacionalizado español. Presentaba una herida por arma blanca en el cuello, aunque en su caso sólo le afectaba la tráquea. Eulogio fue inmediatamente trasladado a un centro hospitalario de la capital, donde al cierre de esta edición permanecía en estado muy grave.

Gritos por la ventana

La principal hipótesis que maneja la policía es que el hombre asesinó a la víctima primero y luego intentó suicidarse con el mismo cuchillo. En este sentido, varios testimonios recogidos por los agentes aseguraron que durante la discusión entre ambos, la mujer llegó a asomarse a la ventana de la vivienda y pedir auxilio, pero que él tiró de ella bruscamente hacia el interior y bajó la persiana.

Según fuentes de la Jefatura Superior de Policía de Madrid, sobre el presunto autor de los hechos no pesaba ninguna denuncia por maltrato ni orden de alejamiento. El matrimonio, que se iba a mudar de vivienda en los próximos días, tenía dos hijos, un chico de 12 años y una niña de cinco.  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

016: Teléfono de atención a víctimas de la violencia de género (gratuito y no deja rastro en la factura telefónica)