Domingo, 8 de Mayo de 2011

Francia investiga la discriminación a las escuelas más humildes

Asociaciones de padres se quejan de que el Ministerio galo no suple las bajas de los profesores en las zonas más populares

ANDRÉS PÉREZ ·08/05/2011 - 09:00h

La Alta Autoridad de Lucha contra las Discriminaciones francesa (Halde) está investigando la primera denuncia por "discriminación territorial" entre escuelas francesas. Los padres de alumnos de una federación laica han detectado que en Épinay-sur-Seine, un municipio muy popular de la periferia norte de París, el Ministerio de Educación se ha olvidado casi por completo de cubrir las bajas de los profesores.

La carta presentada por la Federación de Consejos de Padres de Alumnos (FCPE) de Épinay-sur-Seine da todos los detalles. Así, señalan que este año la suma de ausencias de profesores en las 27 escuelas de la ciudad da un total de 630 días sin clases.

Eso significa, según sus datos, que el 84% de las ausencias no son cubiertas por el Ministerio en esa ciudad, poblada por familias trabajadoras de más de 20 nacionalidades diferentes.

Por su parte, el ministro de Educación, Luc Chatel, contestó a la denuncia y aseguró que la única diferencia entre ese municipio y otros es que allí "hay más ausencias de profesores".

"Las escuelas de Épinay-sur-Seine no gozan de igualdad de trato respecto a otras", escriben los padres de familia. Y, con mucho tino, piden a la Alta Autoridad "que estudie y compare la situación de los reemplazos en primer grado" entre ese municipio y otros franceses.