Viernes, 6 de Mayo de 2011

Agilidad contra 'Baby Shaq'

Fischer detalla para 'Público' su plan contra la estrella del Maccabi

GERMÁN ARANDA ·06/05/2011 - 08:00h

Schortsanitis.

El entrenador del Macca-bi, Blatt, es también seleccionador ruso. Al mando del combinado nacional ruso coincidió en Chipre con Schort-sanitis, que se preparaba allí con la selección griega. "Me impresionó su manera de hablar. Me explicó lo que quería de mí y me convenció. Ahora él me manda, me grita y yo agacho la cabeza, porque me encanta que sea tan exigente ", narra el corpulento pívot griego rememorando cómo le convenció para que cambiara Olympiacos por Maccabi.

En el equipo israelí, Big Sofo ha reencauzado su carrera con demasiados altibajos por sus problemas de peso y su desequilibrada dieta. Llegó a los 180 kilos en 2007, lo cual le forzó a estar apartado de las pistas de juego y a intentar perder peso en una clínica de adelgazamiento en Suiza. En poco tiempo, echó por tierra las expectativas de un chico que desde adolescente llamó la atención de todo el baloncesto, incluida la NBA, por la manera de combinar movilidad y descomunal corpulencia, por lo que llegó a ser comparado con Shacquille O'Neal y apodado Baby Shaq.

Algo ha tenido que hacer Blatt para conseguir que su robusta figura se estabilice y encuentre también una linealidad en su juego. El año pasado, apenas disputó 17 minutos de la final entre Olympiacos y Barcelona, y fue neutralizado por el juego interior azulgrana. Hace unas semanas, en cambio, fue la peor pesadilla de un Baskonia que no supo cómo detenerle.

Así que Schortsanitis es hoy el enemigo más temido en un Madrid que, pese a ser el equipo más reboteador de la Euroliga, no tiene a ningún pívot tan fuerte como para luchar con él. Lo más parecido es D'Or Fischer, que además le conoce perfectamente, puesto que llegó al Madrid a mediados de temporada procedente del Maccabi.

"Todo el mundo me dice oh, ¿cómo vas a hacer para detenerle?', pero él también va a tener que hacer muchas cosas para detenernos a nosotros", advierte el jugador estadounidense. "Afronto el reto con mucho interés", añade.

"Espero el reto con gran interés", lanza Fischer, que ha tenido en los últimos días varias charlas con Molin, ha visto diversos vídeos y ha hecho entrenamientos específicos para contrarrestar el poder de Schortsanitis.

"Yo soy más rápido y voy a aprovechar eso y mi capacidad atlética para contrarrestar su potencia", afirma D'Or Fischer, que avisa de que el liviano Tomic también puede hacer mucho daño en el juego interior del Maccabi: "Es un plus para nosotros. Ante tiene un talento especial, puede jugar de espaldas a la canasta y puede usar su agilidad para maniobrar alrededor de Sofo".

Fischer, que sostiene que el Madrid "ha encontrado su identidad" en los últimos meses, tiene claro que, si cae ante el Maccabi, "la juventud del Madrid no es excusa".