Miércoles, 4 de Mayo de 2011

Rusia mata al líder de Al Qaeda en el Cáucaso con ayuda extranjera

Comité Nacional Antiterrorista ruso asegura que la operación fue posible gracias al apoyo de fuerzas extranjeras

PUBLICO.ES/EFE ·04/05/2011 - 17:24h

Las fuerzas de seguridad rusas han matado al representante de la organización terrorista Al Qaeda en la región del Cáucaso norte, Doger Sevdet, informó hoy el Comité Nacional Antiterrorista (CNA).

"Según los datos en poder del Servicio Federal de Seguridad (FSB, antiguo KGB), ese guerrillero llegó al Cáucaso en 1991 procedente del desfiladero de Pankisi en Georgia", aseguró un portavoz del CNA a la agencia Interfax.

Sevdet, ciudadano turco también conocido como Abdullá Kudr, fue eliminado el martes en el marco de una operación especial conjunta del FSB y del ministerio del Interior en el territorio de la república norcaucásica de Chechenia.

El CNA destacó que la operación fue también posible gracias a la cooperación de órganos antiterroristas extranjeros, que permitieron identificar los nexos de unión entre las bandas armadas ilegales caucásicas y Al Qaeda.

Sevdet asumió funciones desde la muerte a manos de la seguridad rusa de su superior, en abril

El guerrillero, quien asumió las funciones de representante de Al Qaeda en el Cáucaso a mediados de abril tras la muerte a manos de las fuerzas de seguridad de su superior, el saudí Moganned, disponía de visado para entrar en Pakistán, Georgia y Azerbaiyán.

"Se le confiaron las funciones de control y distribución de fondos transferidos desde el exterior para financiar las actividades subversivas en el Cáucaso ruso", añadió la fuente.

Grupo de árabes en el Cáucaso

Sevdet, nacido en 1977, formaba parte del grupo de árabes enviados por la organización liderada por Osama Bin Laden a Rusia para organizar la insurgencia contra las fuerzas federales.

Según el CNA, el emisario de Al Qaeda tomó parte activa en la organización de numerosos actos terroristas contra efectivos de las fuerzas del orden y civiles.

Rusia asegura haber contado con la colaboración de fuerzas extranjeras para terminar con Sevdet

Las autoridades rusas temen ahora que la muerte de Bin Laden provoque una reactivación de las actividades de la guerrilla en el Cáucaso, que ha emulado en los últimos años las tácticas de Al Qaeda con atentados suicidas indiscriminados contra el metro y aeropuerto moscovitas.

El enviado del Kremlin en Oriente Medio, Anatoli Safónov, representante ruso para cooperación internacional en materia antiterrorista, advirtió esta semana que la muerte de Bin Laden no supone el fin de la lucha contra el terrorismo internacional.

A diferencia de sus homólogos occidentales, los líderes rusos se han abstenido de hacer algún comentario sobre la muerte de Bin Laden en Pakistán durante una operación de las fuerzas especiales de Estados Unidos.

Noticias Relacionadas