Martes, 3 de Mayo de 2011

Uso de estatinas, ligado a mayor reperfusión después de un ACV

Reuters ·03/05/2011 - 19:07h

Por David Douglas

El efecto beneficioso del uso de estatinas antes de un accidente cerebrovascular (ACV) isquémico se relaciona con una mayor reperfusión temprana que la observada en los pacientes con ACV sin tratamiento con estatinas previo, informaron expertos en la revista Stroke.

Esa reperfusión consiste en volver a tener un fluido continuo de sangre en el cerebro.

"Hay evidencia sustancial de que las estatinas mejoran el resultado clínico si se toman antes de la aparición de un ACV", dijo a Reuters Health el doctor Jin-Moo Lee.

"No obstante, nuestro estudio es el primero en mostrar evidencia de que parte de este resultado clínico mejorado podría ser por un mejor flujo de sangre en zonas del cerebro que inicialmente estaban comprometidas", añadió.

El doctor Lee, de la Washington University en St. Louis, Missouri, y colegas estudiaron prospectivamente a 31 pacientes con ACV, 12 de los cuales consumían estatinas y 19 que no. Ambos grupos eran comparables, pero los pacientes que tomaban estatinas tenían más enfermedad cardiovascular.

La perfusión dentro de las seis horas del surgimiento del ACV fue significativamente mayor en el grupo que consumía estatinas.

Además, el cambio de calificación en la escala NIH de ACV entre la admisión y un mes después del accidente cerebral fue mucho mayor en el grupo que consumía estatinas (8,8 frente a 4,4 puntos).

Tanto el uso de estatinas como ser más joven se vinculó con una mejora en la calificación.

En general, indicaron los expertos del ensayo observacional, "los pacientes que usaban estatinas antes de la aparición del ACV tuvieron una reperfusión temprana mayor que los pacientes que no usaban estatinas".

También hubo más mejoras neurológicas. Sin embargo, los investigadores consideran que se requieren más estudios para confirmar estos hallazgos.

FUENTE: Stroke, 31 de marzo del 2011