Lunes, 2 de Mayo de 2011

Obama se burla de las cábalas sobre su origen

El presidente usa el humor contra sus rivales políticos

ISABEL PIQUER ·02/05/2011 - 06:00h

AP - Obama se dispone a estrechar la mano de un invitado a la cena de corresponsales.-

"Menuda semana", reconoció el sábado por la noche (madrugada de ayer en España) Barack Obama al hacer gala de su humor en la cena de corresponsales de la Casa Blanca, un acto que cada año reúne a políticos, periodistas y celebridades en un ejercicio amable, a veces controvertido pero siempre ameno de escarnio propio y ajeno.

La polémica sobre el certificado de nacimiento presidencial fue el tema de la velada, sobre todo porque entre los invitados se encontraba Donald Trump, que ha hecho de los orígenes de Obama la plataforma de lanzamiento de su presunta, y todavía no confirmada, candidatura a las elecciones de 2012.

"En caso de que siga habiendo dudas, he decidido ir un poco más allá y hacer público el vídeo de mi nacimiento", dijo el presidente antes de dar paso a un vídeo del Rey León, el largometraje animado de Disney, con las escenas del nacimiento del león Simba en Kenia. Se refería a la decisión de la Casa Blanca hace cinco días de publicar una versión más completa de su partida de nacimiento y acallar de una vez los rumores sobre su supuesto alumbramiento en ese país africano.

Obama se dirigió más directamente a Trump, sentado en una de las mesas, al subrayar que, una vez enterrada la polémica, el multimillonario podría dedicarse a "los asuntos que realmente importan: ¿Se falseó el aterrizaje en la luna? ¿Qué pasó realmente en Roswell? ¿Dónde están Biggie y Tupac?", se mofó el presidente al referirse a los presuntos extraterrestres del desierto de Nuevo México y a los dos raperos asesinados en los noventa.

"Todos conocemos la labor y el trabajo" de Trump, dijo Obama, dejando unos segundos para las risas de los 2.500 asistentes, antes de pitorrearse del programa Celebrity Aprentice, en el que el millonario se dedica a despedir a famosos de medio pelo, "unas decisiones que me mantendrían en vela toda la noche".

El zorro del peinado de Trump

Trump esbozó una sonrisa tensa pero sonrió bastante menos cuando Seth Myers, cómico del programa de humor Saturday Night Live, encargado de amenizar la velada, dijo que su candidatura "era una broma" y que su peinado escondía en realidad un zorro miniatura que se comería los restos de la cena.

Obama también se metió amablemente con la oposición. Se extrañó de que la representante republicana por Minnesota, Michele Bach-mann, estuviera pensando en presentarse a la contienda presidencial, "porque he oído que ha nacido en Canadá", dijo el presidente para luego dirigirse a la congresista nacida en Waterloo (Iowa): "¿Ves? así empiezan estas cosas".

El presidente también mencionó los "rumores desagradables" sobre Mitt Romney, el único conservador que oficialmente aspira a sentarse en el sillón del despacho oval, "dicen que aprobó una cobertura médica universal" para los habitantes de Massachusetts cuando era gobernador, una medida de la que ahora reniega el aspirante republicano. Obama no dudó tampoco en reírse de sí mismo. "Algunos dicen que soy arrogante, pero he encontrado un buen instrumento de autoayuda, mi valoración en los sondeos".