Domingo, 1 de Mayo de 2011

Esta semana acaba el nuevo plazo para que se pacte la negociación colectiva

EFE ·01/05/2011 - 11:08h

EFE - El ministro de Trabajo e Inmigración, Valeriano Gómez. EFE/Archivo

Esta semana finaliza el nuevo plazo que el ministro de Trabajo, Valeriano Gómez, ha dado a los empresarios y a los sindicatos para que cierren con un acuerdo la reforma de la negociación colectiva y eviten que el Gobierno legisle unilateralmente.

La patronal CEOE y los sindicatos CCOO y UGT ya han agotado otros dos plazos, el que les fijaba la reforma laboral -el 19 de marzo- y el que ellos se marcaron antes de la Semana Santa.

El tercero se lo dio la semana pasada el ministro de Trabajo, Valeriano Gómez, quien aseguró que la negociación debería estar finalizada para "primeros de mayo".

Según el ministro, el país no puede esperar más y la discusión bipartita entre los agentes sociales no debe durar más allá de principios de mayo.

Sin embargo, Valeriano Gómez considera que "carece de interés si es el día 3, 4 o 5 de mayo", porque, si al final los empresarios y los sindicatos llegan a un acuerdo, "habrá merecido la pena esperar".

El problema es que los sindicatos dicen no sentirse comprometidos con ese nuevo plazo, algo que ya sucedió con los anteriores.

Según los secretarios generales de CCOO, Ignacio Fernández Toxo, y de UGT, Cándido Méndez, el ministro no les puede fijar una nueva fecha límite porque no está sentado a la mesa bipartita que tienen abierta con los empresarios.

Aunque según Toxo la negociación "progresa adecuadamente", hay que huir de fijarse topes para la discusión, aunque alerta de que "lo que no se termina en tiempo útil puede acabar pudriéndose".

Según Méndez, el pacto debe lograrse en el plazo "mínimo posible", pero también huye de fechas.

Mientras, los empresarios y los sindicatos siguen sin ponerse de acuerdo en cómo potenciar la flexibilidad interna en las empresas como alternativa a la reducción de plantillas y en cómo se podría limitar la ultraactividad (el tiempo en que un convenio que ha expirado sigue vigente ante la falta de acuerdo para renovarlo).

Otro de los "escollos" está en a qué materias del convenio se le pueden aplicar los descuelgues empresariales y que permiten al patrono no aplicar algo que ha pactado en convenio, caso de una subida salarial.