Archivo de Público
Viernes, 29 de Abril de 2011

La tijera autonómica afectará con fuerza a gasto social e inversiones

Murcia reducirá la subvención para libros de texto, rebajará complementos del salario del personal sanitario y docente, cambiará criterios de escolarización y suspenderá la aportación a las pensiones de funcionarios

ANA FLORES ·29/04/2011 - 08:20h

Llegó la crisis y se llevó una de las principales fuentes de financiación de las comunidades autónomas: el ladrillo. Los ingresos públicos dejaron de cubrir los gastos. Llegó el déficit. El desajuste de las cuentas regionales sigue desbocado y el Gobierno tiene un objetivo prioritario: amarrarlo. ¿Cómo? Tijera, tijera y tijera hasta dejar el déficit en un máximo equivalente al 1,3% del PIB de cada CCAA. Pero cuando se corta en exceso el traje, se llega a la carne, al gasto social, a las inversiones públicas (generadoras de PIB y empleo).

Según figura en los planes de reequilibrio de las CCAA que han recibido el visto bueno del Gobierno y del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) esta semana (siete en total), hay mucho sitio para la eficiencias. Pero hay que ir más allá para alcanzar los 4.283 millones de recorte del déficit de 2011 respecto a 2010 que suman los siete planes aprobados (Aragón, Asturias, Canarias, Cantabria, Castilla y León, Galicia y Murcia), a los que ha tenido acceso Público, más los del País Vasco y Navarra (que no pasan por el CPFF), tal y como ha anunciado el Gobierno.

Una de las principales vías de ahorro estará en el gasto farmacéutico

De otro modo sería imposible que autonomías como Murcia, una de las comunidades que peor nota sacó el año pasado (alcanzó un déficit del 4,95%), haya logrado el visto bueno del Ministerio de Economía para endeudarse a largo plazo, que es el premio a cuadrar las cuentas.

Las suyas incluyen medidas de ajuste del déficit adicionales a las ya recogidas en el presupuesto para 2011, como sacar a concurso las inversiones en infraestructuras, reducir en un 80% la financiación destinada a la radio y televisión públicas (con un ahorro de 27 millones) o dejar en un 30% el número de entes integrantes del sector público regional.

Pero Murcia, la región cuyo presidente, Ramón Luis Valcárcel, soliviantó a la dirección nacional del PP sugiriendo en pleno proceso electoral la necesidad de introducir el copago sanitario (luego dijo diego donde había dicho digo), también incluye en su severo ajuste recortes a la retribución de los funcionarios, a sus pensiones, a los criterios de escolarización o al servicio de salud.

Las inversiones en infraestructuras de carreteras, entre los mayores ajustes

Las jornadas laborales se ampliarán, con un ahorro de diez millones "especialmente en el sector sanitario" por la nueva "organización de turnos laborales", explica el plan. Se reducirán o suprimirán "complementos del personal sanitario (un 5% de guardias y turnicidad)" para ahorrar 15,8 millones. Al sector docente no universitario se le rebajará el complemento de productividad. Y se modificarán los criterios de escolarización para "optimizar la cobertura de puestos", con un ahorro estimado de 47,5 millones.

También en el ámbito laboral se amortizarán 230 vacantes, con un ahorro estimado de 12,7 millones, y se rebajarán los créditos de horario para desarrollo de actividad sindical, anulando todas las mejoras que habían entrado en vigor este año, con un ahorro de siete millones, de los que tres son del sector sanitario.

Asimismo, se reducirán un 50% las ayudas de acción social y se suspenderá el deber de aportar al plan de pensiones de la Administración Pública de la región, ahorrando 12,3 millones.

Canarias endurecerá los criterios de atención sanitaria a ciudadanos de la UE

Las medidas adicionales se unen a las que ya se contemplaban en los presupuestos originales de este año, que entre otras muchas incluían recortes sociales como los 11 millones de euros suprimidos de los créditos relacionados con las ayudas a la gratuidad de los libros de texto.

En el ámbito sanitario, pero ya directamente relacionado con el servicio, se toman nuevas medidas de prescripción de genéricos, se prohíbe la solicitud de pruebas en diferentes centros y se elimina el pago de los medicamentos para dejar el tabaco (medida que permite ahorrar 500.000 euros al año).

El otro apartado que sufre con fuerza la tijera son las inversiones. Se recortan 101 millones, de los que 53,4 corresponderán a carreteras y 18,4 millones a saneamiento y depuración del agua, que se suman a los 136 millones recortados en 2010.

La reducción del déficit en 2011 respecto a 2010 es de 4.283 millones

Aragón ha optado en 2011 entre otras medidas por congelar la retribución de los funcionarios y retener todos los créditos destinados a cubrir vacantes. También se reducirán los gastos de farmacia hasta en 40 millones. La inversión en infraestructuras se reducirá en 133 millones.

Galicia reducirá un 2% adicional el sueldo de sus funcionarios, para lograr un ahorro de 75 millones, que se unen al ahorro de 71,4 millones por la reducción del 5% de la masa salarial establecida por el Estado. En recetas farmacéuticas se quieren ahorrar 130 millones.

En Castilla y León destacan desde el punto de vista social los recortes en gasto farmacéutico (75 millones), reorganización del personal sanitario (12 millones), transferencias a universidades públicas (7 millones) pero, sobre todo, los 384 millones en que se van a recortar las inversiones.

Canarias, por su parte, va a tomar medidas para lograr un ahorro en recetas farmacéuticas para este año de 200 millones y endurecerá algo más los criterios para dar asistencia sanitaria a los ciudadanos de Estados miembros de la Unión Europea, para ahorrar otros seis millones. En atención sociosanitaria prevé un ahorro de 22,7 millones. Además, quiere ahorrar 26 millones reduciendo subvenciones al transporte marítimo interinsular y 142 millones en menor inversión pública en carreteras y puertos.

No sólo de recortes vive el presupuesto

Pagar por el certificado de dependencia

Entre las medidas de ajuste por la vía del incremento de los ingresos, Murcia prevé (además de 174 millones por venta de inmuebles públicos o 151 millones por la renovación de puntos de amarre portuarios) establecer nuevas tasas por la expedición de los títulos de familia numerosa, valoraciones de dependencia y de minusvalía con los que prevé ingresar 2,2 millones de euros.

Impuesto a las redes de energía y telefonía

También Murcia establecerá durante 2011 un "impuesto sobre la producción y transporte de energía que incida en el medio ambiente". Aunque de momento parece ceñirse al ámbito energético, se configurará como "un tributo que grave actividades como las eléctricas, telefónicas o telemáticas". Se calculan ingresos anuales de 44 millones de euros.

Canon del agua

Y para ejercicios sucesivos, Galicia establecerá en 2012 el canon del agua, amparándose para ello en la Ley 9/2010 de 4 de noviembre de Aguas de Galicia que tiene "como uno de sus pilares básicos el principio de sostenibilidad financiera, como garante del sistema de gestión del agua". Prevé lograr ingresos por importe de 32 millones en dos años.