Domingo, 24 de Abril de 2011

París quiere poder suspender Schengen pero reforzar la integración europea

EFE ·24/04/2011 - 11:09h

EFE - El ministro francés de Asuntos Europeos, Laurent Wauquiez. EFE/Archivo

El ministro francés de Asuntos Europeos, Laurent Wauquiez, justificó la iniciativa de París para poder suspender los acuerdos de Schengen en casos de crisis grave, pero insistió en que la solución frente a la inmigración clandestina es una mayor integración europea.

"La solución está en una mayor integración. Pero al mismo tiempo, también nos hace falta un freno de seguridad en caso de crisis grave", declaró Wauquiez en una entrevista que publica hoy "Le Journal du Dimanche" en la que intentó desactivar la inquietud que ha suscitado la propuesta francesa.

Insistió en que lo que Francia quiere con la posibilidad de restablecer los controles en las fronteras en algunas circunstancias "no es retirarse de Schengen, eso no tendría sentido, sino trabajar con nuestros socios en una nueva cláusula".

En concreto, "Francia quiere poder estudiar la posibilidad de restablecer los controles en las fronteras en caso de un gran flujo en las puertas de la Unión", comentó.

Wauquiez justificó el cierre durante unas horas el domingo de la semana pasada del paso fronterizo por ferrocarril entre la localidad italiana de Ventimiglia y la francesa de Menton para evitar la entrada de inmigrantes tunecinos llegados a la isla de Lampedusa y a los que Italia ha concedido papeles con los que pretende que puedan circular libremente en el resto de los países del espacio Schengen.

Preguntado por la demanda de la líder de la extrema derecha francesa, Marine Le Pen, para que su país negocie la salida de los acuerdos de Schengen, el ministro conservador replicó que, "si queremos afrontar flujos de inmigrantes, es evidente que la respuesta no es el repliegue nacional, el cada uno por su cuenta o el sálvese quien pueda".

Por el contrario, -argumentó- hay que buscar "el reforzamiento del enfoque europeo".

El titular francés de Asuntos Europeos previno que no hay que esperar un duelo en la cumbre que el presidente Nicolas Sarkozy mantendrá el próximo martes en Roma con el primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, sobre los alrededor de 25.000 tunecinos llegados en los últimos meses a Lampedusa que han enrarecido las relaciones bilaterales.

"Afrontamos el mismo desafío, nuestros intereses son comunes. La buena respuesta es más integración. Necesitamos agentes de fronteras comunes, barcos y sistemas informáticos compartidos. Haremos también propuestas en esa línea", avanzó.

Por otro lado, Wauquiez anunció que Francia, junto a otros 22 Estados de la UE va a reclamar a la Comisión Europea "un plan de simplificación de las ayudas" comunitarias.

Su voluntad es "hacer Europa más simple y accesible" porque en la actualidad para que una administración francesa consiga un euro de subvenciones europeas, debe gastar 20 céntimos en burocracia.