Jueves, 14 de Abril de 2011

La Agencia Nuclear alerta del riesgo en centrales por réplicas sísmicas

EFE ·14/04/2011 - 04:13h

EFE - Imagen cedida por por la compañía eléctrica TEPCO de un incendio en las instalaciones de la central nuclear de Fukushima, en Okuma, Fukushima, Japón. EFE/TEPCO

La Agencia de Seguridad Nuclear de Japón dijo hoy que revisará las medidas de seguridad de las centrales nucleares del país tras la crisis en la de Fukushima y el impacto de las réplicas sísmicas en otras plantas como la de Onagawa (noreste).

La central de Onagawa, en la provincia de Miyagi y la más cercana al epicentro del seísmo de 9 grados del 11 de marzo, soportó ese día vibraciones en sus instalaciones un 10 por ciento superiores al nivel para el que los reactores 1 y 3 estaban diseñados.

Además, el pasado 7 de abril una fuerte réplica de 7,1 grados cerca del primer epicentro hizo que el reactor 1 de Onagawa sufriera una fuerza un 5,6 por ciento superior a la de sus especificaciones de diseño.

En esa ocasión una pequeña cantidad de agua radiactiva rebosó desde sus piscinas de combustible, pero quedó contenida dentro del edificio.

La planta de Onagawa había superado las dos revisiones anteriores ordenadas por la agencia nuclear japonesa, que estuvieron motivadas por el terremoto de Kobe de 1995 y el de Niigata de 2007.

La central de Onagawa está preparada para soportar un terremoto de una magnitud máxima de 7,1 grados, aunque el temblor del 7 de abril ocasionó vibraciones por encima del nivel que habían asumido sus constructores, informó la televisión NHK.

Las autoridades gubernamentales revisarán todas las centrales del país, que en la costa noreste han tenido que detener sus operaciones y algunas han sufrido cortes temporales del suministro eléctrico de sus sistemas de refrigeración.

No obstante, ninguna de ellas ha sufrido los problemas de la central de Fukushima Daiichi, que, debido al terremoto, perdió el suministro eléctrico de los sistemas de refrigeración y por el tsunami se quedó sin los generadores de emergencia.

Esto provocó el sobrecalentamiento de los reactores y se cree que hay barras de combustible parcialmente fundidas que están emitiendo radiación.