Miércoles, 13 de Abril de 2011

Humala proclama que no puede haber democracia en un sistema corrupto

El candidato izquierdista quiere demostrar que su programa es más cercano al de Lula que al de Chávez

PÚBLICO ·13/04/2011 - 06:00h

REUTERS - Humala, tras desayunar con sus padres. -

Con el boleto asegurado a segunda vuelta, el candidato presidencial peruano Ollanta Humala tiene un duro trabajo en los dos meses que quedan para la nueva elección. Porque no le será fácil convencer a sus críticos de que no convertirá la débil democracia peruana en una dictadura.

En esa línea, el líder de la alianza electoral de izquierdas Gana Perú aseguró que ni el sistema político ni el modelo económico peligrarán. Por el contrario, dijo, es la moral del país suramericano la que puede verse afectada, en alusión directa a quien será su contrincante, Keiko Fujimori, hija del dictador Alberto Fujimori, hoy preso por violación de derechos humanos.

"Lo que está en cuestión es la corrupción, eso sí debe preo-cuparnos, no puede haber democracia con violación de derechos humanos y corrupción", proclamó el militar jubilado peruano.

El modelo de Brasil

Humala, de 48 años, optó en esta campaña electoral, la segunda de su carrera política, por demostrar que su propuesta de gobierno se acerca más a la del expresidente brasileño Lula da Silva que a la del mandatario venezolano Hugo Chávez. "Lo que nosotros reconocemos es el caso exitoso de Brasil, un modelo económico con inclusión social y que respeta un equilibrio macroeconómico", declaró ayer a la prensa peruana.

En cuanto al ámbito económico, otro de los temores de aquellos que no votaron por él en primera vuelta, Humala Tasso aseguró que los cambios que habrá en un posible Gobierno suyo no serán radicales y buscarán la redistribución de la riqueza para que esta alcance las zonas menos favorecidas. "Para nosotros es importante generar confianza en la población y decirle que este cambio va a ser gradual, persistente, que no va a haber sobresaltos", aseguró al respecto.

Fujimori busca alianzas

Por su parte, Keiko Fujimori adelantó que ya se ha reunido con algunos de los candidatos presidenciales que perdieron el 10 de abril, aunque optó por no identificarlos. Fujimori Higuchi, parlamentaria de su país desde 2006, afirmó que busca "hallar coincidencias" con sus excontrincantes.

"Esta elección ha demostrado que sobre todo los sectores populares necesitan ser atendidos", afirmó "Keiko" al explicar su acercamiento con otras tiendas políticas. En su entorno no se descarta dialogar ni con Alejandro Toledo, quien en 2000 luchó en las calles contra Alberto Fujimori,antes de llegar a la presidencia peruana en 2001.

Analistas peruanos coinciden en que tanto Humala como Fujimori buscarán moderar sus discursos frente a la segunda vuelta, con el fin de cautivar al mayor número de los electores que votaron por candidatos de centro en la primera ronda.