Domingo, 10 de Abril de 2011

Mueren siete insurgentes y un soldado en combates en el noroeste de Pakistán

EFE ·10/04/2011 - 09:22h

EFE - Miembros de los servicios de Seguridad de Pakistán observan los daños provocados en una escuela femenina de Bara, en la frontera con Afganistán, tras ser bombardeada presuntamente por milicianos talibanes el 25 de marzo de 2011. EFE/Archivo

Al menos siete insurgentes y un soldado paquistaní murieron en combates registrados en varios puntos del noroeste de Pakistán, donde el movimiento talibán y grupos yihadistas asociados tienen una gran presencia, informaron hoy los medios paquistaníes.

Las fuerzas de seguridad acabaron con la vida de siete insurgentes en el norteño valle de Swat, según los canales televisivos "Geo" y "Dawn", que no identificaron a sus fuentes.

En la primavera de 2009, el Ejército lanzó una violenta ofensiva en este valle, prácticamente controlado por los talibanes, algo que causó un flujo masivo de desplazados.

El mando militar considera que la fase militar ya concluyó en Swat hace tiempo y que ahora es el momento de ceder el control a las autoridades civiles, pero aún se registran combates con grupos insurgentes.

El soldado murió en un enfrentamiento con integristas armados en la región tribal de Mohmand, fronteriza con Afganistán, escenario de violentos combates durante la última semana que han dejado decenas de muertos.

La Casa Blanca levantó una polémica en Pakistán al advertir el pasado martes al Congreso de EEUU en un informe sobre la supuesta ineficacia del plan de Pakistán contra los talibanes.

El Gobierno paquistaní, que siempre recuerda que sus fuerzas son las que más víctimas han sufrido en la lucha contra la insurgencia, rechazó estas críticas y dijo que no se les puede responsabilizar por los "errores" de EEUU en el vecino Afganistán.

Una comitiva militar estadounidense visitó esta semana Pakistán y se reunió con la comandancia paquistaní, en un intento de reparar unos lazos dañados después del caso del contratista de la CIA detenido tras matar a dos paquistaníes y finalmente liberado.