Archivo de Público
Viernes, 8 de Abril de 2011

El movimiento contra la intervención militar en Libia se divide

IU e Izquierda Anticapitalista no irán a una nueva marcha porque no critica a Gadafi

IÑIGO ADURIZ ·08/04/2011 - 01:00h

Vicente Romano, ayer.

El resurgimiento del ¡No a la guerra! ante la participación española en la guerra de Libia corre el riesgo de perder fuerza por la división de las organizaciones contrarias a la intervención.

Izquierda Unida e Izquierda Anticapitalista (IA), entre otros, se han desmarcado de la convocatoria de una nueva manifestación convocada para mañana en Madrid, porque no ha respetado la unidad de las organizaciones a la hora de establecer la fecha y la hora de la marcha y, sobre todo, porque el manifiesto no recoge una crítica explícita al régimen de Muamar Gadafi.

Desde la Secretaría de Refundación y Relaciones Políticas y Sociales de IU, que dirige Enrique Santiago, explicaron que la convocatoria "no se ha realizado con suficiente tiempo". Agregaron que en una resolución aprobada el pasado sábado por la Presidencia Ejecutiva Federal se acordó mostrar una repulsa concreta a la dictadura de Gadafi.

Raúl Camargo, portavoz de IA, recordó, por su parte, que ha sido la Plataforma de Solidaridad con los Pueblos del Mundo Árabe "el marco unitario" para convocar este tipo de manifestaciones contra la guerra. Fue esa organización la que llamó a la ciudadanía a manifestarse el pasado 26 de marzo, en la marcha contra la guerra que reunió a miles de personas en Madrid.

Otra de las razones por las que los anticapitalistas no acudirán a la manifestación, indicó Camargo, es que "no respalda de forma explícita las revoluciones que están teniendo lugar en el mundo árabe".

En rueda de prensa, los representantes de las más de 31 asociaciones convocantes de la marcha, que integran la recién creada Plataforma No a la Guerra Imperialista, aseguraron que esta pretende dar "continuidad a la repulsa de la agresión imperialista contra Libia".

"Explotar" el petróleo

Ángel Villagrá, miembro de la denominada Asamblea contra la Globalización Capitalista y la Guerra, aseguró que la acción militar "está fuera de lugar", ya que se basa en "mentiras y en coartadas", porque se justifica "con el pretexto de una intervención humanitaria" cuando en realidad busca "explotar los recursos energéticos" de Libia.

El excatedrático de la Complutense Vicente Romano, que forma parte de la Alianza de Intelectuales Antiimperialistas, recordó que los recursos que se destinan a la guerra podrían dedicarse a becas o a la investigación.

En el manifiesto, los convocantes acusan al Gobierno de ser "cómplice de un crimen de guerra" por su participación en el conflicto. La marcha partirá mañana a las 18.30 horas de la calle de Atocha de Madrid.