Miércoles, 6 de Abril de 2011

Chacón hablará de primarias al día siguiente de las elecciones

El presidente de Extremadura vuelve a descartarse para la sucesión de Zapatero

PUBLICO.ES / EFE/ EP ·06/04/2011 - 11:09h

"Ya he dicho que hasta el 23 de mayo...". Ni una palabra. La ministra de Defensa, Carme Chacón, dejó ayer en suspenso cualquier pronunciamiento sobre las primarias en el PSOE y su posible candidatura hasta después de las elecciones municipales y autonómicas. Lo hizo al término de un desayuno informativo protagonizado por el presidente de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, y al que acudió de invitada.

La presencia de Chacón en este acto causó cierta sorpresa y expectación. Principalmente, porque el secretario general del PSOE extremeño había apostado días atrás, cuando aún José Luis Rodríguez Zapatero no había anunciado que renunciaba a presentarse, por el vicepresidente primero del Gobierno, Alfredo PérezRubalcaba, como el mejor candidato posible a suceder al jefe del Ejecutivo. La pregunta sobre sus actuales favoritos, con Chacón entre el público, se daba por descontada.

"Apelo a mi derecho a no decir nada para no contaminar", dice Fernández Vara

Pero Fernández Vara, menos locuaz que en otras ocasiones, evitó pronunciarse. "Apelo a mi derecho a no decir nada que contamine las elecciones municipales y autonómicas", subrayó, apuntando a que cualquier declaración que haga dará pie a la controversia.

El silencio del dirigente socialista no estaba relacionado con la presencia de Chacón, sino con una promesa. Según explicó en el acto, organizado por Europa Press, prometió el pasado sábado no hablar del tema. Y cumplió.

Sin embargo, Fernández Vara abundó en un tema polémico en algunos sectores del PSOE, como es la futura bicefalia. El presidente de Extremadura sostuvo que el partido está preparado para que el candidato a la Presidencia del Gobierno y el secretario general no sean la misma persona. No obstante, puso en duda que la bicefalia vaya a durar un año, hasta la celebración del congreso. "No está escrito que el congreso ordinario tenga que ser en julio. Eso es algo que tenemos que discutir internamente en el partido", advirtió el dirigente socialista.

Rodríguez Ibarra: "El 23 de mayo diré algo que sorprenderá"

La portavoz del Comité Electoral del PSOE, Elena Valenciano, quiso zanjar este debate. "No hay ningún debate interno sobre cuándo debe ser el próximo congreso", señaló ante los medios en la sede del partido. Los socialistas, subrayó, no tienen "ninguna prisa por debatir cuándo debe ser".

También apaciguador se mostró el vicesecretario general del PSOE, José Blanco, que augura una convivencia pacífica entre las "dos cabezas" del partido. En una entrevista en el programa de La Sexta 2 Al rojo vivo, el número dos de los socialistas afirmó el martes que "el presidente del Gobierno y el candidato o candidata, para que nadie diga que muestro preferencias, sabrán convivir y lo llevarán muy bien".

Descartes y sorpresas

Incapaces de acabar con las quinielas, los socialistas se mueven entre el descarte, el despiste y el anuncio de sorpresas. Entre los primeros se ha situado claramente Fernández Vara, que ayer quiso zanjar cualquier especulación sobre su candidatura. "Estaré en la vida política mientras sea presidente de Extremadura. El día que deje de serlo, no seré candidato a nada. Ni a alcalde de mi pueblo", aseveró, insistiendo en su firme compromiso con los socialistas extremeños, con los que dijo tener un "pacto de sangre", además de dejar claro que lo primero para él es su familia. También la ministra de Exteriores, Trinidad Jiménez, ha repetido que no tiene intención de presentarse.

Más enigmático se muestra el presidente del Congreso, José Bono, que tan pronto se descarta como deja entreabierta la puerta, aunque siempre se mantiene en el centro del debate. Con la vista puesta en el 23 de mayo, el expresidente de Extremadura, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, evitó pronunciarse sobre favoritos y auguró sorpresas: "Me gustan los guardias y los militares [en alusión a los ministerios que dependen de Rubalcaba y Chacón]. El 23 diré algo que sorprenderá".

Por su parte, el secretario general de los socialistas gallegos, Pachi Vázquez, también pronosticó sorpresas. "Si alguien impone a Alfredo, a Carme o a cualquier otro, el partido lo lleva muy mal", señaló en una entrevista en Onda Cero.

Noticias Relacionadas