Viernes, 1 de Abril de 2011

Del Bosque: "Los jóvenes tienen valores y hay que ayudarles a desarrollarlos"

EFE ·01/04/2011 - 15:41h

EFE - El seleccionador español de fútbol, Vicente del Bosque. EFE/Archivo

El seleccionador nacional de fútbol, Vicente del Bosque, ha mostrado su convicción de que los jóvenes tienen valores y hay que ayudarles a desarrollarlos, una "misión" que corresponde a quienes, ha dicho, tienen "la oportunidad de ser docentes", y que va más allá de la transmisión de conocimiento.

Del Bosque ha pronunciado estas palabras tras ser investido doctor honoris causa por la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM), en un acto celebrado en el campus de la Fábrica de Armas de Toledo, ante un salón repleto de estudiantes y de autoridades, entre ellas, el presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, y el alcalde de Toledo, Emiliano García-Page.

El seleccionador ha escuchado la laudatio, a cargo del catedrático Luis Miguel Ruiz Pérez, y ha recibido de manos del rector, Ernesto Martínez Ataz, el título de doctor honoris causa y los atributos que lo acompañan: el libro de la ciencia y la sabiduría, el antiguo anillo y los guantes blancos.

Ya investido doctor, Del Bosque ha reconocido sentirse "un poco abrumado" porque "uno no piensa que realmente posea los merecimientos".

"Yo no soy un científico ni un investigador ni un pensador, tampoco tengo un historial académico ejemplar. Tan sólo soy un entrenador de fútbol", ha dicho el seleccionador para después dar las gracias por "tan alta distinción".

Ha reflexionado sobre el Mundial, un triunfo de España que abarca, ha dicho, "a todos los que participaron", y se ha preguntado qué habría sucedido si en la final ante Holanda el desenlace hubiera sido otro. "Creo firmemente, aunque todos me lo niegan, que no estaríamos aquí. Con los mismos gestos, con los mismos comportamientos, sin la victoria no sería igual", opinó.

Sin embargo, para Vicente del Bosque, el fútbol profesional debe ser la búsqueda de un resultado, pero también es trasladar la ética y la buena conducta profesional, "no sólo es ganar".

El seleccionador ha dicho estar "profundamente agradecido al fútbol", al que lleva dedicado cuarenta años en todas sus facetas, y ha resaltado que el Real Madrid de Santiago Bernabéu, de Miguel Malbo o de Luis Molowny supuso "una verdadera escuela", donde le transmitieron no solo amor al fútbol, también "una manera de ver la vida y de enfrentarse a todo aquello que la existencia depara".

Y de ellos y de su familia también aprendió que "es mejor una sonrisa que un grito, la línea recta que los rodeos, la mano izquierda y la diplomacia que los conflictos sin fin, el diálogo que la imposición y la verdad que la mentira".

Del Bosque se ha referido, en otro momento de su discurso, a la "cuenta pendiente" que tienen en España la universidad y el deporte, que "se debería ir saldando poco a poco hasta conseguir un deporte universitario de calidad y competitivo como ocurre en muchos países".

Tras su discurso, recibido con fuertes aplausos por los jóvenes universitarios entre los que había un entusiasta grupo de estudiantes chinos, el rector ha confesado que, al recibir la propuesta de nombramiento, tuvo un primer "reparo natural" de que pudiera ser sólo una operación mediática.

Pero pronto, según iba leyendo sobre el personaje, sobre su benevolencia y profunda humanidad, le iba interesando cada vez más hasta quedar convencido de que sería un magnífico rector honoris causa.

De él ha destacado los valores que representa y que transmite de humildad, compromiso, integridad y prudencia; como también que ha llevado "la marca España" a todos los lugares del mundo.

El presidente de la región, José María Barreda, tras rememorar el gol del paisano Andrés Iniesta con el que España se proclamó campeona, ha resaltado que para llegar ahí hubo que hacer muchas cosas bien, y que las dirigió Vicente del Bosque. "Una persona a la que según conocemos más, también queremos más", señaló.