Viernes, 1 de Abril de 2011

El largo brazo del régimen libio

El exministro, de 59 años, se encargó de organizar el terrorismo libio en los 80

Ó. ABOU-KASSEM ·01/04/2011 - 01:00h

Musa Kusa.

Progresar y sobrevivir en el régimen libio sin ser familiar de Muamar Gadafi tiene mérito. Musa Kusa lo logró esforzándose en ganar puntos desde el primer momento. En 1979, cuando el régimen libio no se preocupaba por mantener buenas relaciones internacionales, Kusa, entonces embajador en Londres, no se cortó en explicar la política de Trípoli a los disidentes en el extranjero en una entrevista con The Times: "Los comités revolucionarios decidieron anoche matar a dos personas más en el Reino Unido. Yo lo apruebo. No sé cómo será realizado o si será pronto".

Las declaraciones, en las que también apoyaba al IRA, le valieron la expulsión por parte de las autoridades británicas. Kusa decidió aplicar mayor discreción en los años posteriores en los que se ocupó del centro de antimperialismo libio. Un cargo que según la CIA consistía en patrocinar el terrorismo internacional en los años ochenta y noventa.

Aunque nunca ha sido acusado formalmente se supone que es el autor intelectual de los principales atentados terroristas apadrinados por Libia. Al final de la década de los noventa fue uno de los arquitectos del proceso de rehabilitación de Libia, incluyendo los acuerdos de compensación a las víctimas de Lockerbie.

Puede que no haya pasado tanto tiempo como para que Londres olvide los viejos tiempos de Kusa.