Archivo de Público
Martes, 29 de Marzo de 2011

Las imágenes que permitieron la captura de la banda de atracadores

Los cinco delincuentes detenidos —hay un sexto en busca y captura— asaltaron más de 25 sucursales bancarias desde 2008 y mataron a una cajera en Cambrils

PEDRO ÁGUEDA ·29/03/2011 - 19:15h

"Autor de varios atracos con arma de fuego en la zona norte e España y del homicidio de la empleada del Banco Santander de Cambrils. Siempre caracterizado con barca ¿auténtica? Y peluca".

Con esta breve descripción acompañaron las Fuerzas de Seguridad una nota interna con cuatro fotogramas de Bravo, detenido hoy en Castro Urdiales dentro de la operación que ha servido para desarticular la banda de atracadores más activa de los últimos años.

Público ha tenido acceso a cinco grupo de imágenes inéditas —que han manejado policías, guardias civiles, mossos y ertzainas— de los atracadores, captadas por las cámaras de seguridad de los bancos asaltados.



Un dispositivo en el que han participado 150 agentes ha permitido la detención la pasada madrugada a cinco miembros de la banda de atracadores y aún se busca a un sexto. Están acusados de asaltar más de 25 sucursales bancarias desde 2008. A Bravo se le imputan el robo a 23 entidades —porque no todos los miembros de la red participaban en todos los asaltos— y un delito de homicidio. A partir del asalto de Cambrils y el fallecimiento de la cajera, la banda detuvo su frenética actividad.

"Quizá asturianos"

El 4 de diciembre de 2009, la banda había atracado una sucursal de Cajastur en Gijón. Las cámaras grabaron a tres de los asaltantes, dos de ellos de unos 40 años de edad y otro de entre 50 y 60, según recogieron los informes policiales.



Días después, el 16 de diciembre, la banda entró a las 9:05 horas en otra sucursal de la misma entidad también ubicada en Gijón. Las cámaras captaron a dos individuos "quizás asturianos", pero hablando "sin acento marcado", decían las notas policiales.



El 23 de agosto de 2010, dos hombres entraron en una sucursal de Caixa Galicia y se llevaron 11.000 euros. Junto a la descripción de las ropas y la complexión de ambos, los agentes señalan que "hablan castellano".



El 27 de abril anterior habían logrado llevarse 40.050 euros de una sede de Banesto en Torrelavega (Cantabria). Son "dos varones con acento español armados con pistolas de pequeño calibre", recogían las notas policiales.