Archivo de Público
Martes, 29 de Marzo de 2011

Un imputado admite que estuvo tres veces en el bar Faisán

El juez levanta el secreto de las grabaciones del local donde se produjo el 'chivatazo' a ETA

PÚBLICO ·29/03/2011 - 08:00h

PÚBLICO - El juez Pablo Ruz.

El juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz ha levantado el secreto que pesaba sobre la grabación que realizó la Policía de la entrada principal del bar Faisán, en Irún, el 4 de mayo de 2006, cuando se produjo el chivatazo a ETA. Uno de los imputados, el policía José María Ballesteros, admitió ante el juez que era él quien aparecía en las imágenes.

Ballesteros, en una declaración prestada el pasado día 10 y de la que se ha levantado el secreto, al igual que ha ocurrido con los informes realizados de las imágenes, aparece en la grabación en tres momentos: entre las 11.14.05 y las 11.14.10; entre las 11.30.03 y las 11.30.08; y entre las 11.46.15 y las 11.46.25 horas. El juez precisa que a ese minutado hay que añadirle tres minutos de desfase que sufría el contador del videograbador.

Los peritos de la Guardia Civil y de la Policía que examinaron las imágenes han sido citados para el próximo 4 de abril para que ratifiquen ante el instructor los informes que realizaron. El propietario del bar Faisán, Joseba Elosua, le contó a su yerno que un policía había entrado en el establecimiento y le había entregado un teléfono desde el que se le alertó del operativo policial.

Además, el juez Ruz ha enviado a los Juzgados de Madrid la publicación de un informe ampliatorio aportado a la causa, para que se investigue si se cometió un delito de revelación de secretos.

El PP pide la dimisión

El PP considera que el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, debe poner su cargo a disposición del presidente del Gobierno al conocerse que "pudo haber colaborado políticamente con ETA" en el chivatazo, informa Efe. "Según la información de El Mundo, Rubalcaba pudo haber colaborado políticamente con ETA y, lo que es peor, lo nombraron ministro para que lo hiciera. Cualquier comisario o inspector que se viera en esa circunstancia sería apartado del servicio de inmediato", señaló el portavoz del PP Esteban González Pons.