Archivo de Público
Viernes, 25 de Marzo de 2011

Cae en Valencia el 'miniMadoff' español

Cardona está acusado de defraudar 300 millones de dólares con un estafa piramidal

Ó. LÓPEZ-FONSECA ·25/03/2011 - 15:12h

Ustedes no han entregado el dinero para que se lo devuelvan. Lo han hecho con la ilusión de que ese dinero va a mejorar su vida. Mi responsabilidad es que sea así". Hace un año, Germán Cardona Soler, presidente de una compañía de inversión en el mercado de divisas, pronunciaba estas palabras entre aplausos en una convención celebrada en Colombia para captar clientes. La Policía informó de su detención en Valencia como presunto jefe de una trama financiera que ha defraudado en los últimos años más de 300 millones de dólares (212 millones de euros) a más de 100.000 pequeños inversores como los que le escuchaban aquel día.

Hay afectados en 110 países, aunque la mayoría pertenecen al país sudamericano, España y EEUU. Cardona, bautizado por la policía como el miniMadoff español por utilizar una estafa piramidal similar a la empleada por el estadounidense Bernard Madoff , ofrecía a sus clientes entre un 10 y un 20% mensual de interés a sus inversiones.

El primer día de cada mes, las víctimas encontraban en cuentas virtuales los beneficios que supuestamente les correspondían como resultado de las operaciones que Cardona aseguraba haber realizado con su dinero. A la vez, les ofrecía un bonus si conseguían atraer a amigos y familiares a sus empresas. Un gancho que hizo crecer la red con suma rapidez.

Tanto, que en marzo de 2008 la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CMNV) advirtió de que su empresa principal, Evolution Market Group, y que actuaba con el nombre comercial FinanzasForex, operaba en España sin las autorizaciones pertinentes. En 2009, una segunda advertencia alertaba de su desmesurado crecimiento: "600 clientes y 2 millones de dólares" al día.

Ese mismo año, EEUU y Colombia abrieron sendos procesos judiciales contra él y enviaron comisiones rogatorias a España acusándole de blanqueo de dinero. Se iniciaba así la Operación Baldomera que ha permitido a la policía española determinar que Cardona y dos socios, también detenidos, supuestamente sólo dedicaban a las inversiones prometidas el 5% del dinero que les entregaban las víctimas. El resto era desviado a sus cuentas y a la adquisición de pisos.

Casas, cuentas y lingotes

La policía ha localizado una veintena de inmuebles donde la trama blanqueó presuntamente 14 millones de euros, y numerosas cuentas bancarias. Muchas de ellas a nombre de testaferros. Además, se ha descubierto que la red había pagado 2 millones de euros de señal para adquirir otras 140 viviendas en España valoradas en 29 millones de euros. En EEUU, se han intervenido vehículos de lujo, lingotes de oro y las cuentas por las que pasaron 189 millones de euros de los incautos inversores.

El 15 de marzo, agentes de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) lo detuvieron en los alrededores de su domicilio en Valencia. También fueron arrestados dos socios e imputadas otras 8 personas, estas por actuar de testaferros. La policía utilizó perros adiestrados en localizar billetes en el registro de los inmuebles.