Archivo de Público
Viernes, 25 de Marzo de 2011

Francia y Reino Unido impulsan una solución política en Libia

Sarkozy propondrá una "vía común" en la reunión del martes de los aliados tras ceder el mando militar a la OTAN

AGENCIAS ·25/03/2011 - 14:23h

REUTERS - Sarkozy, Cameron y Merkel ayer en la reunión de la UE en Bruselas.

Francia y el Reino Unido están preparando una "iniciativa" para resolver por la vía "política y diplomática" la crisis en Libia, ha anunciado este viernes el presidente francés, Nicolas Sarkozy. Los dos países tienen previsto proponer una "vía común" de cara a la reunión que los miembros de la coalición internacional que opera en Libia celebrarán el martes en Londres.

"Habrá una iniciativa franco-británica para mostrar que la solución no es solamente militar, sino también política y diplomática", explicó Sarkozy en una rueda de prensa al término de la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea.

El presidente francés garantizó, además, que la coalición internacional mantendrá el control político de todas las operaciones, a pesar de que la coordinación de las acciones militares pase a la OTAN.

Sarkozy recordó que la OTAN "no puede absorber" a países no miembros como Qatar y Emiratos Árabes Unidos que participan en el esfuerzo internacional. "Sería imposible. Le haríamos un favor a (Muamar al) Gadafi si decimos que sólo está la OTAN y no hay una coalición", opinó.

La Alianza Atlántica, que ayer acordó asumir el mando de las misiones destinadas a hacer cumplir la zona de exclusión área sobre Libia, espera tomar el control de todas las operaciones "en los próximos días", indicó hoy la portavoz de la organización, Oana Lungescu.

Sarkozy: "Los verdaderos problemas habría sido perder el apoyo de la Liga Árabe"

Francia insiste, en cualquier caso, en diferenciar esa coordinación militar de la dirección última, que según Sarkozy seguirá estando fuera de la OTAN, será liderada por París, Londres y Washington y contará con el apoyo de países árabes. El presidente francés subrayó que, una vez que Estados Unidos decidió que no quería continuar llevando a cabo la coordinación técnica de las operaciones para no herir sensibilidades en el mundo árabe, lo lógico era pasar ese mando a la Alianza.

"Hay una estructura en la OTAN, tiene la maquinaria y funciona", explicó, insistiendo en que eso no supone "ningún problema" para Francia. Para Sarkozy, los verdaderos problemas habrían sido perder el "apoyo" de la Liga Árabe o que Europa no hubiese logrado unidad para aplicar la resolución del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.