Archivo de Público
Miércoles, 23 de Marzo de 2011

Damasco recrudece la represión contra la revuelta popular del sur

Las Fuerzas de Seguridad sirias matan al menos a seis manifestantes en la ciudad de Derá

REUTERS ·23/03/2011 - 10:02h

REUTERS/Khaled al-Hariri - Imagen de la ciudad siria de Deraa, escenario de las protestas estos días.

Al menos seis personas han muerto este miércoles en la ciudad siria de Derá, en el sur del país, donde los manifestantes llevan una semana de protestas contra el régimen de Bashar al Asad. Las víctimas se encontraban en la mezquita, punto de concentración durante las protestas de estos días, que fue atacada de madrugada por las Fuerzas de Seguridad sirias.

Antes de asaltar la mezquita se produjo un corte de electricidad en la ciudad y los teléfonos dejaron de funcionar. En las imágenes difundidas por YouTube se puede escuchar cómo, cuando comienza el tiroteo, se oyen gritos desde el templo en los que se escucha: "Hermano, no dispares".

Con los muertos de este miércoles son ya diez los fallecidos durante la semana de protestas

Entre los fallecidos se encuentra Alí Ghasab Mahamid, un doctor miembro de una de las familias más prominentes de Derá, que había acudido a la mezquita a ayudar a las víctimas del asalto.

Por la tarde, la represión continuó cuando las tropas del régimen dispersaron violentamente a cientos de jóvenes que se acercaban desde las localidades vecinas a Derá para unirse a las protestas. "Los jóvenes venían por la entrada norte de Derá. Hay cuerpos tirados por las calles pero no sabemos el número de muertos", declaró un testigo.

Otro testigo afirmó haber visto unos 20 camiones del Ejército llenos de soldados dirigiéndose al centro de la ciudad. Desde los altavoces de las mezquitas se pedía a los familiares de los muertos que fueran a recoger sus cadáveres a los hospitales.

El Ejército envía 20 camiones llenos de soldados para sofocar la revuelta

También se repetía constantemente: "¡Pacíficamente, pacíficamente!", desde los altavoces. Esa es una de las consignas más coreadas durante las protestas en el mundo árabe para enfatizar la diferencia de comportamiento entre los manifestantes y los aparatos represores de las dictaduras.

Gobernador destituido

En un comunicado oficial, el Gobierno sirio anunció este miércoles la destitución del gobernador de Derá, Faisal Kaltum. Pero la principal exigencia de los manifestantes es la destitución del jefe de la represora Policía Secreta siria en Derá, un primo de Asad.

El Gobierno sirio tiene su propia interpretación de los hechos. En otro comunicado afirma: "Los medios extranjeros sólo están transmitiendo mentiras sobre lo que sucede en Derá". El texto también afirma que el doctor Mahamid fue asesinado por "una banda armada".

Con los muertos de este miércoles, ya son al menos diez los fallecidos durante los siete días de protestas reclamando aperturas políticas y el fin de la corrupción en un país que cuenta con 20 millones de habitantes.

El partido Baaz de Siria gobierna con mano de hierro desde 1963 con leyes de emergencia y la prohibición de los partidos opositores.

El martes fue detenido en su casa, cerca de Damasco, el activista y opositor Loay Hussein, que ya había permanecido en prisión entre 1984 y 1991.