Archivo de Público
Martes, 15 de Marzo de 2011

Salgado dice que la emisión de deuda muestra que la nota de Moody's no tuvo efecto

EFE ·15/03/2011 - 15:52h

EFE - La vicepresidenta y ministra española de Economía, Elena Salgado, conversa con su homólogo griego, George Papakonstantinou; y húngaro, Gyorgy Matolcsy (c), durante la reunión de ministros de Finanzas de la Unión Europea celebrada hoy, martes, en Bruselas (Bélgica).

La ministra de Economía española, Elena Salgado, ha asegurado que la acogida a la emisión de títulos de deuda efectuada hoy por el Gobierno muestra que el descenso de la nota de la deuda española por parte de la agencia Moody's no ha tenido efecto sobre los mercados.

En una rueda de prensa tras reunirse en Bruselas con sus homólogos de la Unión Europea, Salgado ha asegurado que la nueva emisión ha tenido unos "resultados excelentes", que han dejado claro que "los argumentos del Gobierno y el Banco de España están siendo considerados por los mercados", algo que, a su juicio, es "esperanzador".

El Tesoro Público ha adjudicado hoy 5.500 millones de euros en letras a 12 y 18 meses con el interés más bajo desde octubre de 2010 y una demanda que ha rozado los 14.800 millones, en la que ha sido la primera emisión tras la rebaja aplicada por la agencia de medición de riesgos Moody's a la deuda soberana española.

Salgado expresó ayer a sus homólogos de la zona euro su preocupación por "el criterio de oportunidad" de la citada agencia de calificación de riesgos, al publicar la degradación de la nota española horas antes de que el Banco de España hiciera público su informe sobre las necesidades de capital de los bancos.

A juicio de Salgado, los ministros se hicieron eco de su preocupación y mostraron su disposición "a regular de manera algo más estricta cuál es el comportamiento, los plazos y la oportunidad de cada una de las valoraciones de las agencias de rating".

En todo caso, Salgado consideró que la manera adecuada de afrontar los riesgos asociados a la actividad de estas agencias es aprobando un endurecimiento de la regulación europea y no mediante la creación de una agencia europea alternativa a las cuatro grandes o por la vía judicial.

"Yo prefiero una regulación europea. Quien haya presentado la demanda está en su derecho y habrá que estar a lo que la Audiencia Nacional decida pero, en cualquier caso, creo que lo que hay que estar es a la regulación europea más estricta", explicó Salgado, preguntada por la querella anunciada por un grupo de abogados contra las tres principales agencias del sector (Fitch, Moody's y Standard & Poor).

En todo caso, la ministra defendió las estimaciones sobre las necesidades de capital de las entidades realizadas por el Banco de España, efectuadas con parámetros avalados por las normas de Basilea y la legislación española, y sobre las que no hay "ninguna duda".

Por el contrario, las agencias y organismos independientes hacen "presunciones" sobre la cantidad que necesitaría el sistema financiero español en una situación adversa sin definir las hipótesis sobre las que se basan, según Salgado.

"No tiene sentido que se trate de comparar los 15.000 millones de euros que según el Banco de España necesitan las entidades para cumplir el decreto ley" con las valoraciones de las agencias en "una situación adversa", según Salgado.

En cambio, pese a no compartir la preocupación del Banco Central Europeo (BCE) sobre la posibilidad de que el decreto ley para el Reforzamiento del Sistema Financiero afecte a la restricción del crédito en España, Salgado defendió a la institución.

"El BCE está actuando correctamente para afrontar los desafíos de la crisis económica", aseveró Salgado, quien se negó a abrir el debate sobre la sucesión de su presidente, Jean Claude Trichet.

Salgado también agradeció las apreciaciones de Trichet sobre el acuerdo alcanzado hoy respecto a la reforma de la disciplina fiscal común, que Trichet ha criticado por insuficiente.

"He expresado públicamente mi agradecimiento por las opiniones del BCE porque yo creo que tener una opinión de quien es más ambicioso en gobernanza económica, de quien desea ir más allá" es algo positivo, dijo.