Archivo de Público
Domingo, 13 de Marzo de 2011

Hawai y la costa de EEUU se libran del maremoto

El fuerte oleaje causa un muerto y menos daños materiales de lo esperado

ISABEL PIQUER ·13/03/2011 - 00:00h

Soldados rescatan a víctimas de las inundaciones provocadas por el tsunami en la región japonesa de Miyagi . - AFP

La costa oeste de EEUU se salvó del maremoto y sólo tuvo algunos daños materiales. Miles de personas fueron evacuadas para evitar que se produjeran víctimas. La Agencia Estadounidense para los Océanos (NOAA, por sus siglas en inglés) canceló el viernes por la tarde la alerta de tsunami para los estados de Oregón y Washington, y la provincia canadiense de Columbia Británica. Cerca de Santa Cruz, más de 6.000 habitantes fueron evacuados, aprovechando la alerta temprana de un posible tsunami.

El oleaje generado por el maremoto nipón se llevó por delante a cinco curiosos en la costa oeste estadounidense que se acercaron a ver la llegada del tsunami. Cuatro fueron rescatados por los equipos de salvamento en Oregón pero la otra persona continuaba desaparecida. Las víctimasdesoyeron las instrucciones de las autoridades que pedían a la población que se alejara de las playas y los puertos en previsión de una subida inusual del nivel del mar.

Rescatan a cuatro de los cinco curiosos arrastrados por las olas en Oregón

Las autoridades costeras informaron de daños en algunos muelles y barcos privados en Hawai y parte de la costa oeste. Los puertos de Los Ángeles y San Francisco suspendieron temporalmente el transporte de materiales peligrosos pero el viernes por la tarde todo volvió a la normalidad.

Uno de los puntos más afectados por el tsunami fue la localidad de Crescent City, situada en una bahía del norte californiano conocida por su vulnerabilidad a los maremotos. Una persona permanece desaparecida en la zona. El puerto de Crescent City,en el condado de San Luis Obispo, resultó destruido por el oleaje, numerosas embarcaciones fueron dañadas y el agua entró por las calles y obligó a cortar la autopista. En 1964, otro tsunami terminó con la vida de 17 personas en la costa oeste de EEUU, 11 de ellas en esa localidad.

Un poco más al norte, Brookings-Harbor, un popular puerto de Oregón, resultó en gran parte destruido por el continuo oleaje. "No había forma de pararlo", dijo el alcalde de la localidad, TedFitzgerald, "llegó una ola enorme que se llevó por delante la mayoría de los muelles y de los yates".

Se temía un corte del suministro eléctrico en el litoral del Pacífico

Hawai también sufrió los efectos del tsunami y algunos puntos como Big Island, y Maui experimentaron inundaciones cuando olas de dos metros golpearon la costa.

Alivio en el sector energético

El sector energético suspiró de alivio cuando pasó la alerta. Hawai, Alaska, Washington (el estado), y California dependen de sus refinerías costeras para sus necesidades energéticas. Los responsables locales también temían que un posible maremoto pudiera perturbar el suministro de electricidad, lo que finalmenteno se produjo.

El impacto en la costa oeste ha sido más psicológico. Los habitantes de Los Ángeles trataban de sacar lecciones de la catástrofe de Japón "que nos recuerda que nosotros también vivimos en zona de terremotos" publicaba el diario Los Angeles Times.