Archivo de Público
Viernes, 11 de Marzo de 2011

La UE rompe con el régimen de Gadafi

Reconoce al Consejo Nacional Libio de Transición como "interlocutor político". "Ya no queremos tratar con Gadafi", asegura Herman Van Rompuy.

EFE ·11/03/2011 - 17:54h

El presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy.- DENIS CHARLET

La Unión Europea considera "interlocutor político" al rebelde Consejo Nacional Libio de Transición (CNLT), según anunció el presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, al final de una cumbre extraordinaria de la UE que debatió la crisis libia.

Los líderes de la UE acordaron también estudiar "todas las opciones necesarias" para evitar que las fuerzas de Muamar el Gadafi ataquen a la población civil, "si se demuestra que es necesario, hay una base legal clara y tienen apoyo en la región", añadió.

Pidieron también una cumbre especial conjunta de la UE, la Liga Árabe y la Unión Africana para debatir la situación en Libia, e insistieron en que "el actual liderazgo debe dejar el poder ya mismo", recalcó Van Rompuy en una rueda de prensa tras la reunión. Van Rompuy aseguró que el CNLT es para la UE "un interlocutor fiable", ya que "no queremos tratar con Gadafi".

El responsable europeo reconoció que algunos de los dirigentes del CNLT son ex ministros destacados de Gadafi, pero subrayó que "tomaron una decisión valiente de dejar el régimen y tomar partido por la rebelión, incluso poniendo en riesgo sus vidas". El Consejo Nacional libio "es suficientemente fiable en este momento para tratar con él", añadió.

En cuanto al estudio de las opciones posibles para evitar los ataques de las fuerzas de Gadafi contra la población, un eufemismo para el uso de medios militares, Van Rompuy recalcó que un mandato de la ONU sería uno de los posibles marcos legales, pero dio a entender que podría haber otras opciones.

"Tenemos a un régimen que se ha vuelto contra su pueblo. Gadafi debe irse"

El responsable europeo dijo que no había nada que añadir a la frase con las tres condiciones ya señaladas, porque "es clara y esa es nuestra postura". Las tres condiciones son las mismas que determinó ayer la OTAN en una reunión de ministros de Defensa. Los líderes comunitarios recalcaron también que Gadafi debe dejar el poder porque la represión que lanzó contra las manifestaciones pacíficas le ha quitado la legitimidad que pudo tener.

"Tenemos a un régimen que se ha vuelto contra su pueblo. No es momento de ambigüedades: Gadafi debe irse", afirmó por su parte el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso.

Van Rompuy avanzó que la UE quiere ir más lejos de las sanciones económicas aprobadas hasta ahora en dos tramos, el último de los cuales entró en vigor hoy e incluye al Banco Central libio y a varias agencias de inversiones libias en el extranjero.