Archivo de Público
Jueves, 10 de Marzo de 2011

Mercadona gana la cifra récord de 398 millones

El presidente del grupo de supermercados avisa de que "lo peor de la crisis está por llegar"

TONI GARCÍA DE DIOS ·10/03/2011 - 23:00h

Juan Roig, ayer, al presentar resultados. Juan Navarro

Mercadona, el líder nacional de la distribución, ganó el año pasado 398 millones de euros, un 47% más. La cadena de supermercados, que logra un récord de ganancias y rompe con dos ejercicios consecutivos de descensos en sus beneficios (que no de pérdidas), cerró el año con un aumento en las ventas del 6%, hasta 16.485 millones de euros. Todo ello, tras reducir los precios de su carro tipo de la compra en torno a un 4%.

El año pasado, Mercadona aumentó la plantilla en 1.500 trabajadores (ya son 63.500), llegó a los 1.310 supermercados y culminó las obras de dos nuevos bloques logísticos, con una inversión total de 600 millones de euros.

Para el año 2011, el objetivo es llegar a los 17.300 millones de euros en ventas (es decir, aumentarlas un 5%), crear 1.000 puestos de trabajo más y alcanzar los 425 millones de euros de beneficios, lo que supondría un nuevo récord.

Pese a estas cifras, el presidente y máximo accionista del grupo, Juan Roig, dibujó ayer un panorama desolador para la economía española al asegurar que "lo peor de la crisis está por llegar" y que "lo único bueno del año 2010 es que va a ser mejor que 2011". Una situación que no parece afectar a su empresa, algo que atribuye a que la compañía ha hecho "los deberes", dijo Roig, que ya el año pasado advirtió de que "África puede volver a empezar en los Pirineos" si España no logra ser más productiva.

Ayer insistió en esa tesis. Para el presidente de Mercadona, "la única forma" de salir de la crisis es con la "cultura del esfuerzo". Con su habitual discurso directo, Roig también apeló a la sociedad a "hablar más de derechos y menos de obligaciones".

El gran patrono de Mercadona aseguró que "esta crisis va a acabar cuando el nivel de productividad [que el grupo incrementó el año pasado un 5%] llegue al nivel de vida" y pidió que las administraciones tomen medidas, por muy impopulares que sean, "igual que se ha visto obligada a hacer la empresa privada para no caer en la suspensión de pagos".