Domingo, 13 de Enero de 2008

Expertos auguran una bajada de tipos de interés en el primer semestre de 2008

EFE ·13/01/2008 - 13:57h

EFE - Foto de archivo del edificio del Banco Central Europeo (BCE) en Fráncfort, Alemania.

La esperada contención de la inflación en Europa y las expectativas de apreciación del euro podrían obligar al Banco Central Europeo (BCE) a rebajar los tipos de interés a lo largo del primer semestre de 2008, según opinan la mayoría de los expertos encuestados en un informe de PricewaterhouseCoopers (PWC).

El estudio "Consenso Económico", elaborado por la consultora tras encuestar a más de 300 expertos y empresarios, apunta a un contexto económico negativo para Europa, por lo que, según esta consulta, el BCE "no tendrá más remedio" que considerar la apreciación de la moneda común y la contención de los precios y rebajar así los tipos de interés en los seis primeros meses del año.

De hecho, el 91 por ciento de los consultados cree que la entidad que preside Jean Claude Trichet recortará el precio del dinero entre enero y junio, para revitalizar el enfriamiento de la economía europea que esperan estos expertos.

De ese porcentaje, el 30 por ciento estima que el recorte será de medio punto; el 28 por ciento, de tres cuartos de punto, y el 26 por ciento, de un cuarto de punto.

Respecto a la marcha de la economía española, el "Consenso Económico" refleja un mayor pesimismo entre los expertos sobre las expectativas para 2008, ya que el crecimiento medio estimado para este año cae hasta el 2,77 por ciento, tres décimas por debajo de las previsiones del Gobierno, que son del 3,1 por ciento.

En este escenario de desaceleración, los expertos destacan el progresivo deterioro de la situación económica y financiera de las empresas y, en menor medida, de las familias en los próximos meses.

En el pesimismo de los encuestados, según PWC, pesa más el empeoramiento de sus perspectivas sobre el crecimiento económico y la apreciación del euro, que las de inflación.

De hecho, la mayoría de los encuestados creen que el Índice de Precios de Consumo (IPC) español, que actualmente es del 4,3 por ciento -según el indicador adelantado del Índice de Precios de Consumo Armonizado (IPCA)-, podría caer hasta el 3,7 por ciento en junio, con lo que se reduciría el diferencial de inflación con la zona euro, actualmente de 1,2 puntos.

La apreciación del euro frente al dólar, que en principio es beneficiosa para el control de la inflación, atemoriza más a los expertos, y de hecho, el 83 por ciento afirma estar "preocupado o muy preocupado" por el impacto que el fortalecimiento del euro tenga sobre la economía española.

Asimismo, seis de cada diez temen que la apreciación de la divisa europea sea negativa para la actividad económica a la que se dedica.

La mayoría de los partícipes en la encuesta cree que el euro -que actualmente se cambia a 1,47 dólares- alcanzará los 1,59 dólares en 2008 por el crecimiento inferior a su potencial de Estados Unidos, a pesar de las rebajas de los tipos de interés por la Reserva Federal.