Archivo de Público
Martes, 8 de Marzo de 2011

Mujeres contra la "situación de emergencia" en el País Valencià

Una plataforma femenina exige el fin de la corrupción y el respeto a la libertad de expresión

BELÉN TOLEDO ·08/03/2011 - 01:00h

Mujeres contra Camps.

Las siete mujeres que presentaron ayer en Valencia la plataforma Les dones diem prou a Camps (las mujeres decimos basta a Camps) eligieron un lema y una imagen muy conocidos para caracterizar su movimiento. El lema es We can do it (podemos hacerlo). La imagen es la de una mujer arremangada que mira con cara de mucha indignación al espectador mientras le hace un corte de mangas.

Inspiradas en este icono feminista, las mujeres que ayer presentaron el movimiento usaron el verbo "arremangarse" para definir su razón de ser y sus objetivos. "Arremanguémonos, que ya está bien y hay mucho que hacer", resumió Rosa Roig, escritora, en rueda de prensa. Y "lo que hay que hacer" es mostrar un profundo desacuerdo con la política de Francisco Camps, presidente valenciano.

Las 300 mujeres que forman parte de la plataforma se han puesto de acuerdo a través de Facebook, donde afirman que siguen sumando adhesiones. El detonante que dio lugar al movimiento fue el cierre de las emisiones de TV3 (la televisión pública catalana) en el País Valencià, a causa de las multas que la Generalitat Valenciana impuso a la entidad que emitía la señal.

Para ellas, fue un acto de censura que muestra la aversión de Camps hacia la libertad de expresión. En esta línea, destacaron la práctica habitual del presidente valenciano de no someterse a las preguntas de los periodistas. "Nos acostumbramos a que sea normal cosas que no son", se quejó la política Núria Cadenes.

El movimiento pretende responder a la "situación de emergencia" del País Valencià, según Reis Juan, periodista de la radio pública valenciana. Juan detalló las quejas concretas de la plataforma: la semiprivatización de la Sanidad, la manipulación de Canal 9, el "menosprecio" del valenciano en las escuelas o la presunta corrupción que salpica a la cúpula del PP regional, incluido el propio Camps. "Ganar elecciones no da derecho a hacer tabla rasa con todo, ni a la censura, ni a la corrupción", resumió Cadenes.

En la plataforma hay actrices, periodistas, escritoras, maestras o sindicalistas, aunque el manifiesto presentado ayer no olvida dar visibilidad a la vertiente privada de las firmantes, recordando que son también "hijas, madres, abuelas o nietas".

Las caras más visibles pertenecen al ámbito de la izquierda, como las políticas Mónica Oltra, diputada de Iniciativa del Poble Valencià y Ana Noguera, parlamentaria del PSOE. Pero el objetivo es crear un movimiento transversal que esté por encima de las ideologías. Según Juan, se trata de superar la extrema división que padece la izquierda valenciana, para pasar a la acción "a través del trabajo en red, cooperativo y no competitivo, que es como han trabajado las mujeres durante milenios".