Domingo, 13 de Enero de 2008

Amigos y familiares despiden entre aplausos al poeta Ángel González

EFE ·13/01/2008 - 13:07h

EFE - Féretro con los restos del poeta asturiano Ángel González, momentos antes de ser incinerados hoy en el cementerio de La Almudena, en Madrid.

Los restos mortales del poeta ovetense Ángel González Muñiz, fallecido ayer a los 82 años, han sido incinerados a las 10:30 horas de hoy en el crematorio del cementerio de La Almudena de Madrid, hasta donde se han trasladado numerosos familiares y amigos, quienes le han despedido entre aplausos.

Muchos de ellos han coincidido en destacar que la muerte de González, quien era académico de la Lengua, supone una gran perdida para la literatura y para la poesía española y han recalcado que era un poeta libre y sencillo.

Según explicó a Efe la viuda de Ángel González, Susana Rivera, sus cenizas serán trasladadas a Oviedo, ciudad natal del poeta, y serán esparcidas el próximo 19 de enero en una tumba de su familia.

El féretro llegó pasadas las diez de la mañana desde el Tanatorio de San Isidro al crematorio y en la capilla se celebró una ceremonia durante unos diez minutos.

Entre los asistentes en el último adiós de González se encontraba el director de la Real Academia de la Lengua, Víctor García de la Concha, quien ha declarado que la muerte del académico es una perdida enorme "para la literatura en general".

"Era un extraordinario poeta que deja detrás una escuela y era un gran hombre", ha añadido a los periodistas García de la Concha, para quien con el fallecimiento de González "el que ha perdido es el diccionario", ya que era un gran devoto de la palabra y "logró contagiar toda la belleza y entusiasmo de la palabra a mucha gente".

También acudió al crematorio el coordinador general de IU, Gaspar Llamazares, quien ha lamentado la muerte del poeta, quien, en su opinión, era un gran intelectual y una persona comprometida con la izquierda.

El escritor Álvaro Pombo también se ha acercado al cementerio de La Almudena y ha destacado el sentido del humor que poseía González, "el poeta de la vida", al igual que lo ha recalcado la actriz Pilar Bardem.

"La última vez que le vi fue en una cena con amigos y el quería huevos fritos y patatas fritas y los consiguió", ha explicado Bardem.

Por su parte, el secretario general de la UGT, Cándido Méndez, ha subrayado que Ángel González era un gran amigo de la UGT y un gran poeta, libre, imaginativo, por lo que "su muerte supone una perdida enorme para la literatura y para la poesía española".

Otros de los asistentes han sido la portavoz de IU en la Asamblea de Madrid, Inés Sabanés, el poeta y novelista madrileño Luis Antonio de Villena, la escritora Almudena Grandes, el poeta asturiano Ricardo Labra, los cantantes Miguel Ríos y Joaquín Sabina, la esposa de Felipe González, Carmen Romero, y el humorista y académico Antonio Mingote.

González Muñiz fue galardonado en 1985 con el Premio Príncipe de Asturias de las Letras y con el Reina Sofía de Poesía Iberoamericana en 1996.