Miércoles, 3 de Octubre de 2007

El Baradei afirma que Irán debe responder a preguntas si quiere evitar nuevas sanciones

Agencia EFE ·03/10/2007 - 12:39h

Agencia EFE - Imagen de archivo del director general del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), Mohamed El Baradei. EFE

Irán debe disipar las sospechas existentes sobre su compra en el mercado negro de centrifugadoras avanzadas y contestar a otras preguntas sobre su programa nuclear si quiere evitar las sanciones, según el director general del Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA), Mohamed El Baradei.

Si el Gobierno iraní no cumple su compromiso de responder satisfactoriamente a todas las preguntas en las próximas semanas, "puede salirle el tiro por la culata", advierte El Baradei en declaraciones al diario "Financial Times".

"Yo les dije a los iraníes que ésa era su prueba de fuego: se habían comprometido a aclararlo todo y, si no lo hacían, nadie iba a apoyarlos", afirma el alto cargo internacional, que debe presentar un informe sobre el programa nuclear de Irán al consejo gobernador del OIEA el próximo 22 de noviembre.

El pasado mes de agosto, El Baradei llegó a un acuerdo con las autoridades de Irán por el cual se comprometían a responder a una serie de preguntas claves sobre el desarrollo de su programa nuclear desde la década de los años ochenta.

Ese "plan de trabajo" irritó a Estados Unidos y algunos países europeos, que consideran que así sólo se da más tiempo a Irán para que prosiga su programa de enriquecimiento de uranio, del que EEUU sospecha que tiene un objetivo claramente militar.

Dos miembros del Consejo de Seguridad de la ONU, Rusia y China, se han mostrado a favor de ese acuerdo porque, según opinan, hay que dar a Irán la oportunidad de que demuestre que actúa de buena fe.

Según El Baradei los dos asuntos claves que es preciso aclarar en las próximas semanas: el alcance de las investigaciones y la capacidad adquirida tanto para el enriquecimiento del uranio como para la utilización de ese material en un programa de armamento.

"Me gustaría que esos dos puntos quedaran resueltos en noviembre, pero no sé hasta dónde podremos llegar. Lo clave es que Irán pueda demostrarnos que actúa de buena fe, que tiene buenas intenciones", explica.

El OIEA ha pedido a Irán documentación sobre su adquisición en el mercado negro en las décadas de los años ochenta y noventa de centrifugadoras avanzadas, y El Baradei afirma al respecto que espera que ese asunto se aclare cuanto antes para cerrar de una vez el correspondiente dossier.

El Baradei expresa, por otro lado, su sorpresa y decepción por el hecho de que la mayoría de los medios de comunicación hayan creído a pie juntillas y repetido la leyenda, alimentada por las sospechas de EEUU, de que el organismo que dirige actuaba por su cuenta y riesgo.