Archivo de Público
Viernes, 4 de Marzo de 2011

Los conservadores atacan a Natalie Portman por estar embarazada sin casarse

La actriz, prometida con el coreógrafo Benjamin Millepied, dará a luz a su primer hijo antes de celebrar su boda

EUROPA PRESS ·04/03/2011 - 14:02h

Natalie Portman durante la ceremonia de los Oscar 2011.

El embarazo de Natalie Portman no ha sentado bien en los sectores más conservadores de EEUU. La actriz no está casada con el coreógrafo Benjamin Millepied -sólo prometida- lo que molesta a políticos como Mike Huckabee porque aporta "una imagen distorsionada" de la maternidad bien entendida. Mike Huckabee se presentó a la carrera por la presidencia estadounidense en 2008, pero el candidato republicano fue finalmente John McCain, que perdió frente a Obama. Aun así Huckabee, en el lado más conservador del partido, no ha dudado en seguir haciendo campaña por sus valores.

En el programa radiofónico The Michael Medved Show, el político ha dejado claro lo que opina del embarazo de Natalie Portman, y no es precisamente positivo. La joven está esperando un hijo junto a su prometido Benjamin Millepied, pero la pareja aún no ha pasado por el altar, algo que al republicano no le parece ni medio bien. "La gente ve a Natalie Portman difundiendo 'no estamos casados pero vamos a tener hijos y van a estar bien'. Creo que eso ofrece una imagen distorsionada. Es una pena que glorifiquemos y aportemos glamour a la idea de tener hijos fuera del matrimonio", ha declarado Huckabee.

El republicano cree que la mayoría de madres solteras son "pobres, sin estudios y sin posibilidad de conseguir un trabajo", algo muy alejado del éxito que Portman vende -aunque la actriz no acabe de cuadrar con el ejemplo porque no está soltera-. Al discurso de Huckabee se sumó también el director del programa, Michael Medved, que criticó el discurso de agradecimiento que dio la joven al recibir el Oscar a Mejor Actriz por Cisne Negro.

Portman agradeció a Millepied que le hubiera adjudicado "el papel más importante" de su vida, algo con lo que el locutor no está de acuerdo. "(Millepied) No le dio el regalo más maravilloso, que habría sido un anillo de casada", sentenció Medved.