Archivo de Público
Jueves, 3 de Marzo de 2011

Sin vestuarios de mujeres, no hay contratos

Una empresa que emplea sólo a hombres se escuda en sus "instalaciones obsoletas"

OLIVIA CARBALLAR ·03/03/2011 - 07:00h

Una asamblea de personas sin trabajo de Morón de la Frontera (Sevilla, 28.455 habitantes) se plantó ayer delante de una empresa con la siguiente pancarta: "Urbaser machista". Denuncian que la concesionaria del servicio de limpieza del Ayuntamiento no contrata a mujeres y que el motivo, según les ha comunicado la compañía, es que no tienen vestuarios femeninos.

"Es una excusa, como si las mujeres no pudiéramos ir con la ropa ya puesta como hacen los hombres, que van con su uniforme desde casa; además, aquí no se trabaja con alimentos o algo que requiera un vestuario especial. Pero es que cuando le pedimos que ponga los vestuarios, nos sale con que lo paguemos nosotras", afirma María Jesús Cubiles, de 42 años, que dice que el poco tiempo que trabajó el año pasado, apenas dos meses, fue recogiendo naranjas, aceitunas y melocotones.

La Asamblea de Trabajadores Afectados por la Crisis (ATAC) emprendió una ronda de contacto con varias empresas para que emplearan a mujeres. "Todas han mostrado su colaboración menos Urbaser, con un argumento que es el de la pescadilla que se muerde la cola: si no hay mujeres es porque no hay vestuarios y como no hay vestuarios no hay mujeres", explicó Manuel Lobato, miembro de la asamblea.

Urbaser niega discriminación

Un responsable de la empresa en Morón confirmó a este diario que el motivo para no contratar a mujeres es la carencia de vestuarios separados pero negó, paradójicamente, que las discriminara. "Las instalaciones son obsoletas, por eso no contratamos a mujeres, no por machismo, aunque me parece desproporcionada la obra para los pocos meses que pueda trabajar aquí una mujer, por bajas o vacaciones", aseguró, sin contar con que las mujeres puedan ocupar puestos que no sean sustitutivos. El portavoz por un lado manifestó que entre los "500 currículum" que tiene en la mesa ninguno es de mujer y que es la primera vez que protestan por ello. Pero por otro, añadió: "Ofrecimos a la asamblea contratos para hombres, pero nos dijeron que sólo a mujeres porque barren mejor, a ver quién es machista". A pesar de todo, y de insistir en que es una empresa privada, añadió que se habilitarán las instalaciones, pero tiró la pelota sobre el consistorio: "No podremos hacer nada si no nos lo aprueba el ayuntamiento".

El alcalde en funciones, Alfonso Angulo (PP), que sereunirá con la empresa, fue rotundo: "La solución pasa por poner mano de obra femenina y es responsabilidad de la empresa; que no haya vestuarios no puede ser el problema, y si es necesario, pongo yo uno portátil". Fuentes de Urbasur en Morón recordaron que sí hay una mujer contratada, que es la persona que limpia los vestuarios masculinos.