Sábado, 12 de Enero de 2008

Savio, el jugador que no vuelve de casa por Navidad

Savio Bortolini deja la Liga por la puerta de atrás. Hace dos años se despidió del Zaragoza alegando que echaba de menos Brasil, volvió a la Real tres meses después y ha encadenado fracaso tras fracaso

PEPE GARCÍA-CARPINTERO ·12/01/2008 - 22:30h

"Me voy a Brasil. Necesito estar cerca de mi familia y allí acabaré con mi trayectoria deportiva". No crean que esta frase de Savio la ha pronunciado esta semana tras su rescisión de contrato con el Levante.

El brasileño la dijo cuando la temporada 2005/06 tocaba a su fin y el Zaragoza le liberaba de dos años más de contrato. Su regreso a casa sólo duró dos meses, pues en diciembre ya estaba negociando su vuelta a España para jugar con la Real lo que restaba de temporada. En Zaragoza alucinaban, como lo hacen ahora en San Sebastián, pues el mismo día que la Real bajó a Segunda en Valencia, Savio había quedado para negociar su fichaje por el Levante.

Los últimos tumbos de piernas rojas, como le llaman en Brasil por las patadas que recibía en el Flamengo, no han estado a la altura de la calidad de este jugador que tiene el honor de ser el único de la Liga que ha ganado todas las competiciones.

Cuando Savio se fue en Navidad a Brasil ya tenía en mente no volver a vestir la camiseta del Levante. Había decidido regresar a España, tras su mentira al Zaragoza, para ganar más dinero... y el Levante le debía demasiado. Ahora volverá a Brasil, con su familia, con sus 33 años. La retirada está cerca, pero tratándose de Savio, a saber.