Viernes, 11 de Enero de 2008

Las víctimas del atentado están indignadas porque Maradona le regaló la camiseta a Ahmadinejad

EFE ·11/01/2008 - 15:26h

EFE - El ex futbolista Diego Maradona (d) le entrega una camiseta firmada al ex presidente argentino Néstor Kirchner (i), el pasado diciembre.

Los familiares de víctimas del atentado contra una mutualista judía cometido en 1994 en Buenos Aires están indignados con Diego Maradona por haberle regalado una camiseta suya con el número 10 de la selección argentina al presidente de Irán, Mahmud Ahmadinejad.

"Es una vergüenza y es indignante", subrayó Sergio Burstein, directivo de la agrupación Familiares y Amigos de las Víctimas del Atentado a la AMIA (Asociación Mutual Israelita Argentina), que causó 85 muertos y se atribuye a terroristas islámicos ayudados por el gobierno de Teherán.

"Ver al presidente de Irán con esa camiseta realmente causa un dolor profundo, es una ofensa", agregó en unas declaraciones a la Agencia Judía de Noticias (AJN), cuya sede está en Buenos Aires.

Maradona dijo que él "nunca" se mete "en política" al rechazar hace unos días las críticas recibidas de la colectividad judía de Argentina, la más numerosa de América después de la de EE.UU., por haber expresado el deseo de conocer a Ahmadinejad.

La agencia oficial iraní Irna informó hoy de que el Gobierno de Teherán dijo que Maradona envió como regalo a Ahmanidejad una camiseta suya y reiteró su deseo de conocerlo personalmente.

"Maradona no puede decir que no hace política: esto es política. No quiere entender o no le importa, pero a nosotros sí porque en Argentina hubo más de cien muertos a manos del terrorismo", expresó Burstein.

"Las manos de quien recibe la camiseta de Maradona están manchadas de sangre", apuntó el dirigente de la agrupación de familiares de víctimas del atentado a la AMIA, que además causó unos 150 heridos.

Sostuvo que el presidente iraní "hace tiempo que protege" a ex funcionarios del gobierno de Teherán cuya captura pidió la justicia argentina bajo el cargo de presunta complicidad con el grupo terrorista que cometió el atentado de 1994.

Asimismo, repudió el hecho de que el presidente iraní tenga "la camiseta más preciada por el pueblo argentino", en referencia a la que usó Maradona como capitán del equipo "albiceleste", con el que ganó el Mundial de México'86.

"Maradona no tiene derecho, si bien defendió la camiseta como nadie, esa camiseta es del pueblo argentino y hoy está en manos de quien amenaza al Estado argentino y ofende a la figura de quienes pretenden verdad y justicia", enfatizó Burstein.