Viernes, 11 de Enero de 2008

Los agentes que investigan los secuestros de Las Palmas registran un crematorio

El hombre ha sido detenido por el intento de secuestro de una niña en Telde. Se investiga su posible relación con la desaparición de Yeremi y Sara Morales. 

AGENCIAS ·11/01/2008 - 19:32h

Vista del crematorio de animales abandonado en Telde, durante el registro, dentro de la investigación relacionada con el detenido por el presunto intento de rapto de una niña el viernes en esta localidad grancanaria y la posibilidad de que hubiera cometido antes otros asaltos. EFE

La policía registró un crematorio de animales acompañada por un hombre detenido por el presunto intento de secuestro de una niña en Gran Canaria, que podría estar relacionado con la desaparición de otros dos menores en esa isla.

El registro se llevó a cabo durante toda la jornada del jueves en el municipio de Telde, indicaron fuentes policiales a la AFP, y de la incineradora de animales se extrajeron 10 bolsas con material que será analizado, según medios españoles.

El hombre, que fue detenido el martes por el presunto intento secuestro de una niña de 10 años, había trabajado en el crematorio, cerrado desde hace cuatro años.

Este viernes estaba previsto que prestara declaración ante el juez, después que la policía registró su domicilio, comprobó una fotógrafa de la AFP.

Sus vecinos le denunciaron por guardar animales muertos 

El caso podría estar relacionado con la desaparición de otros dos niños en la isla en 2007, Yeremi Vargas y Sara Morales.

El elemento que coincide en los tres casos es una furgoneta blanca que el sospechoso pudo haber utilizado en varias ocasiones, según fuentes cercanas a la investigación.

El hombre fue detenido por sospechas de "intento de secuestro de una menor" el 4 de enero, indicaron a la AFP fuentes de la delegación del gobierno en Canarias, que subrayaron que la investigción está bajo "secreto de sumario".

"Todavía es pronto para decirlo" y "hay que dejar que la investigación avance", advirtieron las fuentes en relación con los posibles vínculos del detenido con la desaparición de los otros dos menores.

Según medios de comunicación de las islas Canarias, el detenido fue denunciado hace cuatro años por sus vecinos por guardar animales muertos en su domicilio.