Archivo de Público
Martes, 25 de Enero de 2011

El FMI pide acciones "amplias" ante los problemas de la deuda soberana en Europa

EFE ·25/01/2011 - 09:11h

EFE - El director ejecutivo del FMI, Dominique Strauss-Kahn. EFE/Archivo

El Fondo Monetario Internacional (FMI) pidió hoy acciones "amplias y rápidas" para superar los problemas financieros y de deuda soberana en la zona del euro, uno de los requisitos "más urgentes" para una recuperación global robusta.

El Fondo, que divulgó hoy la actualización de su informe semestral "Perspectivas Económicas Mundiales", así como su documento revisado sobre "Estabilidad Financiera Global", mencionó las tensiones en Europa como uno de los grandes riesgos para la salud económica del planeta.

Ante esa situación, recomendó actuar con mano firme.

El organismo reconoció que se han dado "pasos importantes" a nivel nacional y de la zona del euro en su conjunto desde mayo, "incluidas medidas para reforzar los presupuestos fiscales e introducir reformas estructurales".

A eso se suman las medidas de liquidez "extraordinarias" y el establecimiento temporal del fondo de estabilidad de los países de la zona del euro (EFSF), que será sustituido por el permanente Mecanismo de Estabilidad Europea en el año 2013.

Aun así, el Fondo considera que hay que ir más allá.

Recordó, en ese sentido, que los mercados siguen "preocupados" sobre las "potenciales pérdidas" en los bancos de la región e insistió en que las pruebas de solvencia realizadas hasta la fecha no han logrado alejar esos temores.

El Fondo insistió en que el acometer nuevas pruebas de solvencia "más realistas, amplias y rigurosas" aumentaría la claridad y señaló que éstas deberán ir acompañadas de una rápida recapitalización.

Además, según el FMI, los mercados necesitan tener la certeza de que hay suficientes recursos por parte de las instituciones europeas para afrontar los riesgos y una política que, en general, sea "consistente".

De ahí que el fondo de estabilidad de los países de la zona del euro (EFSF) y su sustituto, el ESM, "deban de tener la capacidad para recaudar fondos suficientes y entregarlos de forma flexible según las necesidades", subraya el informe.

"Mientras tanto, el BCE necesitará continuar ofreciendo liquidez y mantener su protagonismo en las compras de activos para preservar la estabilidad financiera", añadió el Fondo en su informe actualizado "Perspectivas Económicas Mundiales".

Pese a alertar de la posibilidad de que las tensiones en los países periféricos de la zona del euro se contagien al corazón de Europa, el FMI dice creer que ese riesgo no se materializará.

En su opinión, las políticas en marcha lograrán que las turbulencias financieras y sus efectos reales queden contenidos en la periferia de la zona del euro y que esos problemas sean un lastre "modesto" para la recuperación global.

El FMI prevé que el Producto Interior Bruto (PIB) de la zona del euro repunte un 1,5 % este año, sin cambios frente a lo previsto en octubre.

El organismo rebajó en una décima su pronóstico para 2012, hasta el 1,7 %.