Archivo de Público
Martes, 25 de Enero de 2011

EE.UU. advierte problemas si Hizbulá asume el liderazgo en el Gobierno libanés

EFE ·25/01/2011 - 01:05h

EFE - Hizbulá, designada como organización terrorista por EE.UU., anunció hoy que apoya al ex primer ministro Nayib Mikati para que sea nombrado nuevo jefe de gobierno. EFE/Archivo

Estados Unidos afirmó hoy que le preocuparía mucho si Hizbulá jugara un amplio rol en el Gobierno libanés y advirtió que cuanto mayor sea el papel de ese grupo chií en el Ejecutivo, más problemática será su relación con el Líbano.

Hizbulá, designada como organización terrorista por EE.UU., anunció hoy que apoya al ex primer ministro Nayib Mikati para que sea nombrado nuevo jefe de gobierno, en sustitución de Saad Hariri, cuyo gabinete entró en crisis el pasado 12 de enero.

El primer ministro saliente afirmó en respuesta que no participará en un posible Gobierno encabezado por una coalición de la oposición liderada por el movimiento chií Hizbulá.

El portavoz del Departamento de Estado estadounidense, Philip Crowley, dijo hoy en su rueda de prensa diaria que EE.UU. "se reservará" su valoración sobre este asunto hasta que se cierre el proceso de formación de Gobierno.

Al mismo tiempo, Crowley advirtió que EE.UU. ve a Hizbulá como una organización terrorista y que le preocuparía un Gobierno libanés en el que el grupo chií jugara un papel de liderazgo.

"Cuanto mayor sea el papel que juegue Hizbulá, más problemática será nuestra relación", sostuvo.

"Miraremos la composición del Gobierno, las implicaciones en términos de las políticas que consideramos vitales para el futuro del Líbano. Seguimos queriendo ver un Gobierno que sirva en el interés de los libaneses y no del de otros gobiernos", señaló.

En este sentido, al ser preguntado si la Administración del presidente estadounidense, Barack Obama, seguiría proveyendo ayuda financiera a un Gobierno que esté dominado o liderado por un grupo que considera terrorista, el portavoz reconoció que "eso sería difícil hacerlo para EE.UU."

"Queremos que surja un Gobierno que siga apoyando el trabajo del Tribunal (Especial para Líbano, TEL) y el fin de la impunidad en el Líbano", agregó Crowley.

El TEL, creado en 2007 a petición del Líbano por una resolución de las Naciones Unidas, se encarga de investigar el atentado con coche bomba en el que el ex primer ministro libanés Rafic Hariri -padre de Saad Hariri- y otras 22 personas murieron el 14 de febrero de 2005 en el centro de Beirut.