Archivo de Público
Domingo, 23 de Enero de 2011

Karzai accede a la petición de los diputados de constituir antes el Parlamento afgano

EFE ·23/01/2011 - 08:38h

EFE - El presidente afgano, Hamid Karzai. EFE/Archivo

El presidente afgano, Hamid Karzai, accedió a las demandas de los diputados que se rebelaron contra su decisión de posponer la constitución del nuevo Parlamente y ofreció que la primera sesión no se retrase un mes, sino que tenga lugar el próximo miércoles, aseguró hoy a Efe uno de los parlamentarios electos.

Muhaiyudín Mehdi, que ganó su escaño por la provincia norteña de Baghlan, explicó que, en una primera reunión celebrada ayer, Karzai se mostró reacio a dar marcha atrás en su decisión de aplazar la constitución de la 'Wolesi Yirga' (Cámara Baja).

Pero en un segundo encuentro, que tuvo lugar por la noche, Karzai ofreció que el nuevo Parlamento abra sus puertas el día 26, aunque puso como requisito que la corte especial creada para investigar algunos resultados de los comicios parlamentarios de septiembre de 2010 siga con su labor.

Los diputados dieron su visto bueno a la nueva fecha, pero entienden que la encargada de supervisar las irregularidades es la Comisión de Quejas Electorales y no este órgano judicial.

Los parlamentarios 'rebeldes' enviaron una carta a Presidencia con estos argumentos y se hallan a la espera de una "respuesta final", según Mehdi.

Pese al principio de acuerdo, el Palacio Presidencial aún no ha hecho pública su decisión al respecto ni ha anunciado otra fecha para la constitución del nuevo Parlamento.

Hace cuatro días, Presidencia informó de que había aceptado una "petición" del Tribunal Supremo para retrasar un mes la primera sesión de la Cámara Baja y permitir así que la corte especial investigara algunos resultados.

La decisión de Karzai levantó suspicacias sobre si el presidente intenta buscar un Parlamento más favorable a sus intereses y fue criticada con firmeza tanto por Estados Unidos como por la misión de la ONU en Afganistán, preocupadas por que se pudiera abrir una crisis institucional.

Un nutrido grupo de parlamentarios electos se rebeló contra la orden de Karzai y amenazó con abrir hoy las sesiones, ante lo cual el presidente tuvo que reaccionar.

La 'Wolesi Yirga' de la legislatura anterior ya se enfrentó al presidente y se negó a dar su aprobación a un gran número de ministros propuestos por Karzai.