Archivo de Público
Jueves, 13 de Enero de 2011

Un equipo que quiere revancha

España, a olvidar el fracaso de Croacia

PACO GRANDE ·13/01/2011 - 08:20h

La selección española de balonmano, ayer, con Jaime Lissavetzky.efe

Hay ganas de revancha. La selección española de ba-lonmano no ha olvidado el fiasco de hace dos años en Croacia, cuando descendió de golpe desde el bronce de Pekín a un humillante decimotercer puesto. Era la peor clasificación de la historia para un combinado que sólo cuatro años antes había sido campeona del mundo. El año pasado, en el Europeo de Austria, mejoró, pero el sexto puesto tampoco contentó a nadie.

Juan de Dios Román llevaba apenas unas semanas como presidente cuando tuvo que tragarse el caramelo envenenado de la decepción de Croacia. "Debemos superar aquel disgusto: este entrenador y este grupo de jugadores lo pueden hacer". El presidente, ya en la mitad de su mandato, señaló también que "tras la consecución del Mundial 2013, sólo nos falta el éxito deportivo".

Valero Rivera también se refirió a la debacle de Croacia. "Aquel fracaso no se ha olvidado. Y nos da, a la vez, presión y fuerza. Hemos mejorado poco a poco y afrontamos este Mundial con mucha ilusión". Rivera destacó que "los choques ante Túnez y Alemania (16 y 17 de enero) serán claves".

España acude con un objetivo en dos niveles. "No firmo el séptimo puesto, pero está claro que ese es el objetivo [garantiza el preolímpico]; las semifinales son la gran ilusión", dijo el técnico.

El Mundial comienza mañana y finaliza el día 30. Lo disputan 24 selecciones encuadradas en cuatro grupos de seis equipos (avanzan los tres mejores de cada grupo). Sólo el campeón del mundo se clasifica directamente para Londres 2012.