Archivo de Público
Lunes, 10 de Enero de 2011

La garra de Godzilla

En la clase de Sergio L. Palacios, en la Universidad de Oviedo, se ven películas de ciencia ficción y se discuten los aspectos científicos que plantean

ESTHER CELMA ·10/01/2011 - 11:45h

¿Los tobillos de Godzilla, soportan la presión del fantástico monstruo japonés en plena tarea letal? ¿Qué fuerza debe usar Spiderman para frenar el tren lanzado a una muerte segura por el malvado Doctor Octopus? ¿A qué velocidad debe empujar Superman la Tierra para impedir el terremoto que matará a su prometida? ¿Pueden preguntas como ésta alimentar el conocimiento en física y ciencia? La respuesta a esta última pregunta es sí.

Las otras, se contestan en la clase de Física en la Ciencia Ficción, en la Universidad de Oviedo. Una asignatura de créditos libres impartida por el doctor Sergio L. Palacios, nacido en Avilés hace44 años y que curso tras curso desde 2004, revalida el interés de los alumnos con su particular metodología. En clase, se ven películas de ciencia ficción y se discuten los aspectos científicos que plantean. "En los films y en la vida real, los fenómenos físicos surgen simultáneamente, no están ordenados con la lógica de los libros de texto. La ficción los exagera y permite estudiar varias ramas de la física a la vez", explica.

Sus clases son del más puro estilo universitario estadounidense. "Mi función es que los alumnos piensen por ellos mismos, yo apenas hablo, pero cuando lo hago, soy muy histriónico para incitar al debate", revela. El temario lo marcan las propias preguntas de los estudiantes una vez vista la película. Puede ser "acústica, dinámica de fluidos, relatividad general y física cuántica todo en uno".

Por fuerza, la evaluación tampoco es convencional. Es continua, pero con dos obligaciones: "Lo que yo busco en los estudiantes es su aptitud, su creatividad, su curiosidad, su imaginación. Poreso les encargo la confección de un blog". A través de ellos, " aprenden a expresarse, a utilizar las nuevas tecnologías y sobre todo a interaccionar los unos con los otros". También deben escribir un relato original sobre ciencia ficción. "El objetivo es fomentar la creatividad y expresar lo aprendido, no la calidad literaria". El tema del relato lo fija una simple frase, tipo "¿Y si la Tierra fuera hueca? ¿Qué pasaría si fuésemos inmortales? ¿Y si el Sol fuera una enana roja?", desgrana el profesor.

"Estudio la ciencia ficción como un Dr.Jekyll y la disfruto como un Mr. Hyde" Algunos de estos blogs estudiantiles se mantienen y se convierten a su vez en focos de divulgación.Porque a Palacios, a pesar de ser doctor en física y un investigador reputado, le gusta ante todo ser divulgador científico. Es autor del libro La guerra de dos mundos: el cine de ciencia ficción contra las leyes de la física y del blog Física en la Ciencia Ficción. Su frase de bienvenida virtual es toda una proclama de intenciones: "Estudio la ciencia ficción como un Dr.Jekyll y la disfruto como un Mr. Hyde".

Su asignatura atrae a alumnos a priori interesados por la ciencia, pero también a estudiantes de otras especialidades, como el Derecho o la Economía que "la siguen sin problemas". A pesar del éxito de esta propuesta didáctica, los planes de Bolonia pronto acabarán con los créditos libres.

Los superhéroes no se rinden y Palacios, tampoco. "Adaptaré Física en la ciencia ficción para los masters que deben aprobar los profesores". Pero advierte: "Ahora enseño física directamente, luego,a los que deban enseñarla y no será lo mismo". Bolonia ha vencido, por esta vez, a la garra pedagógica de Godzilla.