Archivo de Público
Domingo, 9 de Enero de 2011

Cristiano saca las garras

El luso, con tres goles y una asistencia a Kaká, lidera la remontada ante el asustado Villarreal

LADISLAO JAVIER MOÑINO ·09/01/2011 - 20:53h

Cristiano Ronaldo celebra uno de sus tres goles anotados ante el Villarreal. - AFP

Tres goles y un pase de gol. Cristiano dio un paso adelante cuando el Madrid parecía más resignado a perder el tren de la Liga. Encabezó una doble remontada propiciada también por el cambio de actitud y de plantarse en el campo de su equipo. Cuando Alonso empezó a gobernar, a robar, metido en campo del Villarreal el Madrid recuperó el aire de equipo dominador que había enseñado en el primer tercio del campeonato. Antes había dejado hacer al Villarreal y eso le pudo costar el campeonato.

El toque, el mismo argumento que premia hoy al Barça, pudo descabalgar al Madrid de la Liga. Casualidad o no, lo cierto es que los dos equipos que mejor tratan la pelota del campeonato han descubierto las vergüenzas actuales del Madrid. Mourinho fue contratado por su capacidad para armar bloques compactos, equipos impenetrables. Así se había mostrado hasta el 5-0 del Camp Nou.

Desde entonces ha perdido una virtud que le hacía temible. Acorralaba a los equipos en su campo por colocación. No les dejaba salir y eso hasta le reportaba tiempos de posesión que un equipo de Mourinho jamás había coleccionado. Pero entregado a jugar a todo campo, sin importarle demasiado partirse, confiando en la capacidad contragolpeadora de los cuatro de arriba pudo sufrir un descalabro.

Cuando Alonso roba en campo contrario aparece la mejor versión del Madrid

Ese fiarse a la pegada le ha valido para los equipos menores, pero el Villarreal no lo es. Así lo enseñó en la primera combinación que hizo. En la segunda Cani abrió el marcador. Fue majestuosa la definición. Un toque suave, con temple, indicativo de un talento que ha entrado en madurez después de varias temporadas instalado en la irregularidad.

Respondió el Madrid a los dos minutos con una preciosa jugada entre Benzema y Özil en la frontal del áera. El francés habilito un pase preciso a Özil y este le regaló el gol a Cristiano. La dimensión de Benzema se mide en jugadas como esa. Está en manos de Mourinho hacer que le lleguen más balones en esas condiciones.

Los blancos juegan más cómodo con Khedira, que estorba menos que Lass

No tomó el mando el Madrid con el empate y eso le permitió al Villarreal otra serie de torturas para la defensa blanca en forma de rápidas combinaciones. Marco Rubén cazó un pase al hueco de Bruno y, como Cani, hizo gala de un aplomo de delantero de quilates para definir con suavidad ante Casillas. Hasta los últimos cinco minutos del primer tiempo, el Madrid vivió sus peores momentos de la temporada en el Bernabéu.

Era un flan ante los toques vertiginosos de Cazorla, de Cani, de Borja Valero. Lo rescató de ese caos Cristiano con un cabezazo. Para entonces el Villarreal ya había dado signos de encogimiento. Su entrenador los acabo acentuando con sus rácanos cambios, como si buscara la gloria por un punto en el Bernabéu. Lo perdió, además, porque el Madrid recuperó esa colocación que ahogaba a los rivales. Porque ya no estaba Lass, que estorba más que Khedira. Con éste, el resto del equipo parece sentirse más cómodo. Y porque Cristiano lo tiene todo para hacer daño cuando su equipo domina así.

Ficha del partido

Real Madrid: Casillas; Ramos, Albiol (Kaká, m. 69), Carvalho, Marcelo; Xabi Alonso, Lass (Khedira, m. 46); Di María, Özil, Cristiano; y Benzema (Benzema, m. 80).

Villarreal: Diego López; Ángel (Mario, m. 63), Gonzalo, Català, Capdevila; Cani (Oriol, m. 71), Valero, Bruno, Cazorla; Rossi y Marco Ruben (Musacchio, m. 64).

Goles: 0-1. M. 6. Cani, tras un gran pase de Rossi, pica con suavidad por encima de Casillas. 1-1. M. 8. Gran combinación entre Benzema y Özil que Cristiano empuja a puerta vacía. 1-2 M. 17. Marco Ruben, también de toque suave, cruza el balón tras asistencia de Bruno. 2-2. M. 44. Cristiano, de cabeza, tras saque de falta de Xabi Alonso. 3-2. M. 79. Cristiano, a la media vuelta, tras un rechace. 4-2. M. 82. Kaká, a pase de Cristiano.

Árbitro: Borbalán. Mostró tarjeta amarilla a Benzema, Ángel, Cazorla y Bruno,

Bernabéu: 68.000 espectadores.