Archivo de Público
Sábado, 1 de Enero de 2011

Nuria Fernández despidió el año con un nuevo control antidopaje

EFE ·01/01/2011 - 14:41h

EFE - La atleta Nuria Fernández, antes de ayer.

Nuria Fernández, campeona de Europa de 1.500 metros, despidió el año 2010 con un nuevo control antidopaje, minutos después de terminar segunda en la San Silvestre Vallecana, la noche del viernes en el estadio Teresa Rivero.

La atleta madrileña recibió la visita del responsable del control de dopaje mientras atendía a EFE en la zona de meta. Recogió el formulario correspondiente y le fue asignada una persona para acompañarla a donde quiera que fuese hasta ser sometida al control.

Nuria Fernández aún tuvo tiempo de subir al podio en compañía de la portuguesa Jessica Augusto, ganadora de la San Silvestre Vallecana con un tiempo de 31:59, y de la oscense María José Pueyo, tercera. Augusto era la primera portuguesa que ganaba la carrera madrileña desde que lo hizo Rosa Mota, hace diecinueve años.

El público tributó un gran aplauso a las tres atletas y ofreció un trato cariñoso a Nuria Fernández, cuyo nombre volvió a aparecer, la víspera de la carrera, supuestamente vinculado a la trama de dopaje investigada en la Operación Galgo según las últimas filtraciones del sumario.

La campeona europea de 1.500 metros repitió en Vallecas el segundo puesto del año anterior y, como el 12 de diciembre en los Europeos de cross de Albufeira (Portugal), compitió bajo la presión de la polvareda de la Operación Galgo.

Nuria dejó que la portuguesa se fuera por delante desde la salida y se declaró contenta con el segundo puesto. "Estoy muy feliz, porque además he rebajado en diez segundos mi marca. Ahora quiero centrarme en el cross para intentar hacer el Mundial de Punta Umbría", comentó a EFE.

"A ver si se acaba todo esto y puedo trabajar con tranquilidad", afirmó en alusión a la Operación Galgo.