Archivo de Público
Jueves, 30 de Diciembre de 2010

Algunos suplementos de soja se pueden consumir por mucho tiempo

Reuters ·30/12/2010 - 17:50h

Las mujeres menopáusicas que consumen de manera prolongada un tipo de suplemento de soja no tendrían alto riesgo de desarrollar cáncer de mama u otras enfermedades, según reveló un estudio de dos años de duración.

Pero los autores destacan que eso no se aplica a todos los suplementos de soja.

Los utilizados en el estudio contenían compuestos similares al estrógeno llamados isoflavonas, que actuarían como una alternativa a la terapia hormonal en mujeres con síntomas menopáusicos, señala en American Journal of Clinical Nutrition el equipo de Francene M. Steinberg, de la University of California en Davis.

Aunque hay pocas pruebas de que los suplementos causen daño, los autores indican que aportan hasta cuatro veces la cantidad de isoflavonas presentes en la dieta asiática típica.

El equipo analizó datos del estudio OPUS (Osteoporosis Prevention Using Soy), cuyos resultados no habían revelados antes un efecto de los suplementos de soja en la densidad del tejido mamario, indicador de riesgo de desarrollar cáncer.

Entonces, los científicos evaluaron los análisis de sangre, los exámenes físicos y los efectos adversos de las 403 mujeres que finalizaron el estudio: 134 tratadas con placebo, 135 usuarias de 80 mg de píldoras de soja y 134 tratadas con 120 mg de soja.

El equipo identificó pocas diferencias entre los análisis de sangre de las mujeres tratadas con placebo y soja, pero sólo en una la diferencia fue estadísticamente significativa: el nitrógeno ureico en sangre (una medida de salud renal) estaba en el rango normal.

Los exámenes físicos no revelaron diferencias en la presión, el Papanicolaou, el grosor del revestimiento uterino u otras determinaciones de salud y controles diagnósticos.

Una usuaria de 120 mg de soja desarrolló cáncer de pecho después de tomar el suplemento durante 14 meses y otra mujer tratada con 80 mg de soja desarrolló cáncer uterino. Pero el equipo señala que la frecuencia de ambos cánceres en el estudio fue menor que lo esperado para las mujeres menopáusicas en general.

Los resultados "respaldan la seguridad del uso de los suplementos con isoflavonas de soja durante dos años", concluye el equipo.

Una limitación del estudio es que los productos utilizados en la investigación son distintos a muchos usados en otros ensayos o los de venta libre.

FUENTE: American Journal of Clinical Nutrition, online 22 de diciembre del 2010