Miércoles, 9 de Enero de 2008

España expulsa a nueve de cada diez inmigrantes irregulares

En 2007 llegaron menos extranjeros en situación ilegal que en 2006, y fueron expulsados más

MIGUEL ÁNGEL MARFULL ·09/01/2008 - 20:56h

Balance de la lucha contra la inmigración ilegal en 2007

El ministerio del Interior lo llama “tasa de efectividad” y se autocalifica con muy buena nota. El 92,3% de los inmigrantes irregulares que entran en España son repatriados. Es la principal conclusión del balance de la lucha contra la inmigración ilegal que presentó ayer el titular de Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba. “Somos más eficaces y hay una inmigración más ordenada”, subrayó el ministro para resumir el trabajo de su departamento en esta materia.

Las cifras parecen avalar el diagnóstico. En el año 2007 llegaron menos inmigrantes sin papeles que en 2006 y fueron expulsados más que el año anterior. Rubalcaba repitió hasta la saciedad el adjetivo eficaz para calificar el balance del pasado año y, por extensión, el de la legislatura que está a punto de terminar.

El difícil control del aire

Los datos aportados por el ministro del Interior se refieren, principalmente, a la llegada de inmigrantes irregulares a través de embarcaciones, que es la forma más visible de entrada ilegal en España y la que genera mayor impacto social. El balance pasa de puntillas, sin embargo, por una frontera paradójicamente más complicada de controlar que el mar como son los aeropuertos.

Con carácter genérico, Pérez Rubalcaba sí destacó que se ha incrementado el número de efectivos policiales que operan en este servicio. Ha aumentado casi el 25%. En 2003 había 10.239, ahora son 12.771 agentes en tareas de control de fronteras e inmigración. El ministro también reseñó los nuevos métodos informáticos que aplican en su trabajo, como el sistema API (para el control de pasajeros) y aplaudió que los requisitos para entrar en España son “más exigentes”.

Advertencia a las mafias

Entran menos inmigrantes ilegales y se expulsa a más. Con este resumen en la mano, Rubalcaba insistió en que la inmigración en España es “ordenada” y tiene “las puertas abiertas para los que quieran trabajar. Pero quien venga de manera ilegal tiene muchas posibilidades de ser retenido en la frontera o repatriado”. El ministro del interior prologó de esta manera un “mensaje dirigido a las mafias” para que “no engañen” a nadie.

España y Francia se reúnen hoy en París. Junto a José Luis Rodríguez Zapatero y Nicolas Sarkozy estará también Rubalcaba. La inmigración estará presente en la cumbre aunque el titular de interior evitó concretar con qué contenido. Tampoco quiso responder a Sarkozy, quien aseguró el pasado martes que Zapatero y Romano Prodi le han pedido expulsiones colectivas con Francia.