Martes, 8 de Enero de 2008

La oposición exige el acceso a la televisión y anuncia una huelga de hambre

EFE ·08/01/2008 - 12:12h

EFE - Miles de seguidores del candidato opositor georgiano Levan Gachechiladze protestan contra los resultados oficiales de las elecciones presidenciales en Tiflis, Georgia, el pasado domingo 6 de enero.

La oposición georgiana, que considera fraudulentas las elecciones presidenciales anticipadas del pasado sábado, anunció hoy que sus militantes iniciarán una huelga de hambre para reclamar a las autoridades acceso a la televisión.

"Anunciamos la huelga para exigir que se nos conceda espacio televisivo en directo, pues sufrimos un bloqueo informativo, y que se celebre una segunda vuelta electoral", declaró el principal candidato presidencial de la oposición, Leván Gachechiladze.

La Comisión Electoral Central (CEC) ha anunciado que, con la absoluta mayoría de los sufragios escrutados, el líder georgiano, Mijaíl Saakashvili obtiene un 52 por ciento de votos, suficiente para proclamarse ganador en primera vuelta.

Gachechiladze, según estos datos, tiene un 25 por ciento de votos, y los demás cinco candidatos de la oposición no llegan al siete por ciento.

Saakashvili, principal aliado de EEUU en el Cáucaso, que dimitió para presentarse a la reelección, ya fue felicitado por los presidentes de Polonia, Estonia y Ucrania, a los que incluso invitó a su segunda investidura.

La oposición, que considera falsificados los resultados y reclama una segunda vuelta electoral en la que pueda unirse en torno a Gachechiladze, decidió hoy al mismo tiempo aplazar las protestas callejeras para primero agotar la vía legal de demandas judiciales.

Gachechiladze visitó hoy la CEC para entregar las listas con las irregularidades detectadas y aprovechó la ocasión y la presencia de la prensa para acusar en publico al presidente de la Comisión, Leván Tarjnishvili, de haber robado a la oposición medio millón de votos, una cuarta parte del total emitido, a favor de Saakashvili.

La misión de la Organización de Seguridad y Cooperación en Europa, que ha validado los comicios georgianos, se ha mostrado dispuesta a estudiar las quejas de la oposición, aunque subrayó que éstas deben "apoyarse en documentos, y no ser meras acusaciones".

"Si no conseguimos que se abran procesos en los tribunales y no nos dejan posibilidades de demostrar la verdad, solo nos quedará tomar la calle", declaró a la prensa la portavoz del cuartel electoral de Gachechiladze, Tina Jidasheli.