Archivo de Público
Jueves, 18 de Noviembre de 2010

Fármaco falla en protección renal contra tinta radiológica

Reuters ·18/11/2010 - 15:31h

Por Susan Kelly

Un fármaco para proteger a los riñones de la tinta de contraste empleada durante las radiografías de los vasos cardíacos no funciona, según revela un estudio que modificaría el tratamiento de los pacientes.

Varias empresas en el mundo producen el fármaco genérico acetilcisteína, que se comercializa con distintas marcas.

La tinta de contraste que se usa durante los arteriogramas coronarios y la angiografía afectaría la función renal en pacientes, en especial en los mayores de 70 años con insuficiencia renal, insuficiencia cardíaca congestiva o diabetes.

"Algunos pacientes necesitan este tipo de examen para determinar si hay que realizarles una revascularización, pero no es suficiente como para reparar el corazón si afectar los riñones", dijo el doctor Otavio Berwanger, autor principal del estudio y director del Instituto de Investigación del Hospital do Coracao de Sao Paulo, en Brasil.

El daño que produce la tinta de contraste es la segunda causa de insuficiencia renal en hospitales de Brasil y la tercera causa en los hospitales de Estados Unidos.

En el nuevo estudio, el 13 por ciento de los 2.308 pacientes tratados con acetilcisteína sufrió daño renal después de una radiografía cardíaca con tinta de contraste. En el grupo tratado con placebo, la frecuencia del daño renal también fue del 13 por ciento y sin importar el tipo de tinta utilizada.

Brahmajee Nallamothu, de la University of Michigan en Ann Arbor, dijo que el estudio es un ensayo clínico definitivo sobre la efectividad de la acetilcisteína en la prevención de la enfermedad renal inducida por un agente de contraste.

"El ensayo reducirá el uso de acetilcisteína. No tiene sentido el uso rutinario del fármaco", dijo Nallamothu.

Aunque existen unos 45 ensayos clínicos sobre el medicamento, Nallamothu aclaró que la mayoría son pequeños, con alrededor de 80 pacientes. El nuevo estudio se realizó con fondos del Ministerio de Salud de Brasil y se presentó en la reunión anual de la Asociación Estadounidense del Corazón, en Chicago.

"Esto mejorará la práctica clínica. A veces, se ponen en práctica procedimientos que no son útiles, aun cuando sean seguros y económicos", indicó Berwanger.

El experto insistió en que se necesitan tintas de contraste menos tóxicas u otra sustancia que proteja a los riñones de esas tintas.

Científicos están estudiando la capacidad de la solución salina y el bicarbonato para proteger los riñones.