Martes, 8 de Enero de 2008

La plantilla de Frape-Behr decide ir a la huelga indefinida tras la resolución del ERE

EFE ·08/01/2008 - 11:30h

EFE - Trabajadores de Frape Behr, durante una concentración ante la consellería de Trabajo.

La plantilla de la empresa de componentes de la automoción Frape-Behr en la Zona Franca de Barcelona ha decidido hoy en asamblea convocar una huelga indefinida a partir de mañana miércoles para protestar por la resolución del Expediente de Regulación de Empleo (ERE) dictada por la Generalitat.

En la resolución, comunicada ayer por la tarde por la administración catalana a la dirección de la compañía y a los representantes de la plantilla, se dictan 92 despidos y no se fija una indemnización, por lo que fuentes del comité de empresa consultadas por Efe interpretan que será la mínima que establece la legislación: 20 días por año trabajado, con un máximo de 12 mensualidades.

Antes de conocer la resolución del ERE, los sindicatos ya tenían previstos paros en los próximos días, pero hoy han decidido intensificar sus movilizaciones y convocar una huelga indefinida en la planta barcelonesa, que emplea a 295 personas.

El comité de empresa ha expresado su sorpresa por la resolución de la Generalitat, ya que dicta unas condiciones para los despidos muy inferiores a las de la última oferta de la compañía, que consistía en una indemnización de 45 días brutos por año trabajado, con un máximo de 42 mensualidades.

La resolución de la Generalitat mantiene el plan social previsto por la dirección de Frape-Behr y obliga a la multinacional alemana a completar el sueldo de los despedidos mayores de 55 años para evitar que pierdan poder adquisitivo en el momento de su jubilación.

El director general de Relaciones Laborales de la Generalitat, Salvador Álvarez, ya avanzó el pasado viernes que esta resolución no sería del agrado de ninguna de las partes.

"Siempre es mejor un acuerdo entre las partes que la decisión de un tercero", sentenció Álvarez.

Frape-Behr, fabricante de condensadores y vaporizadores para aire acondicionado y climatizadores para el sector de la automoción, presentó un ERE que afectaba a la totalidad de la plantilla el pasado 25 de septiembre alegando la imposibilidad de llegar a un acuerdo con el comité de empresa para la implementación de un plan alternativo al cierre de la planta.