Domingo, 6 de Enero de 2008

85-92. Williams y Douglas dejan en evidencia a un Joventut que se desinfla

EFE ·06/01/2008 - 00:01h

EFE - El escolta del Joventut Rudy Fernández (c) trata de superar al pívot panameño Rubén Garcés (i) y al alero lituano Mindaugas Timinskas (d), ambos del Valencia, en un momento del partido correspondiente a la decimosexta jornada de liga ACB que sus equipos han jugado en el pabellón Olímpico de Badalona.

Shammond Williams desmitificó aquello de que el baloncesto es cosa de gigantes y demostró en Badalona que los que triunfan son los inteligentes, conduciendo a su equipo a una gran victoria (85-92) ante un DKV Joventut que se desinfla.

Williams tuvo la inestimable colaboración de Rubén Douglas que con ocho triples rompió a los locales cada vez que parecía que podían tomar la delantera en el marcador. Con un extraordinario 15 de 25 desde la línea de 6,25 poco pudo hacer la Penya que evidenció que con Rudy Fernández no basta a estas alturas del campeonato para ganar partidos.

El Pamesa fue el amo del partido durante los dos primeros cuartos gracias a su gran acierto desde la línea de 6,25 con ocho canastas de doce intentos. Aito sorprendió dando de inicio la dirección del equipo a Ricky Rubio, que fue claramente superado por el rapidísimo Williams, y confiando el juego interior a Jagla y Popovic.

El equipo valenciano ganaba de nueve a los cinco minutos de juego (10-19) con Milojevic y Douglas letales en ataque. Rudy Fernández tiraba del carro como podía pero la presencia de Barac bajo el tablero resultaba un obstáculo difícil de superar.

Un triple de Williams culminaba un gran cuarto de los valencianos (20-31). La ventaja del Pamesa llegaría hasta los 18 puntos de diferencia (24-42, min. 14) después de seis puntos casi consecutivos de un Barac que demostró tener una buena muñeca.

El DKV Joventut despertó a cinco minutos del descanso con una agresiva zona 2-3 que le permitió recuperar balones y jugar a la contra. Un parcial de 10-0 puso a los de Aito a ocho puntos (34-42, min. 17) pero el Pamesa recuperó su acierto desde 6,25 y dos triples de Douglas en el último minuto permitió a su equipo irse al descanso 14 puntos arriba (40-54).

Los verdinegros se transformaron en el tercer período con una agresiva zona 1-3-1 que colapsó al Pamesa que sólo anotaron una canasta en siete minutos después de colocarse 47-59 (min. 22). Un parcial de 12-2 situó al DKV Joventut a dos puntos de los valencianos (59-61, min. 29). Rubio jugó por fin cómodo, sin Williams en pista, y Moiso y Jagla sacaron partido de la velocidad del juego verdinegro.

Un triple de Oliver cortó la reacción badalonesa y el partido se fue al último período con un marcador abierto (63-66).

Shammond Williams tomó de nuevo las riendas del juego en el cuarto período y protagonizó la jugada que rompió el encuentro. El pequeño base se fue al rebote junto a Hernández-Sonseca en un tiro libre de Rudy Fernández, agarró al pívot verdinegro para sacarle de sus casillas y lo consiguió. La jugada acabó con una técnica a Hernández Sonseca y un parcial de 0-8 que dio el partido por sentenciado (69-83, min. 34).

Al DKV Joventut le entraron las prisas en ataque y Douglas rubricó su gran actuación con el octavo triple (72-86, min. 36).

Ficha técnica:

85. DKV Joventut (20+20+23+22): Rubio (8), Rudy Fernández (25), Barton (11), Jagla (7), Popovic (5) -equipo inicial-, Mallet (12), Baxter (2), Laviña (3), Moiso (10) y Sonseca (2)

92. Pamesa (31+23+12+26): Williams (18), Timinskas (10), Douglas (26), Milojevic (16), Barac (12) -equipo inicial-, Claver (4), Oliver (3), Miralles (3), Garcés y Urtasun.

Arbitros: Arteaga, Fernández y García Leal. Sin eliminados.