Viernes, 4 de Enero de 2008

Marc Coma, decepcionado con la decisión

AGENCIAS ·04/01/2008 - 14:18h

El piloto español Marc Coma, ganador del Dakar en motos en 2006 se mostró "decepcionado" por la anulación de la edición de este año y, aunque señaló que personalmente siente que sus años buenos se están pasando, dijo lamentarlo más por África y por todos los que han trabajado en la preparación del rally.

"Personalmente la carrera deportiva es corta. El año pasado perdí un Dakar y este año no podré ni correrlo. Mis años buenos se me están pasando. Gano títulos mundiales pero el Dakar se me resiste. Menos mal que lo gané una vez", aseguró el piloto, que el año pasado tuvo que retirarse a falta de dos etapas cuando lideraba la clasificación.

Los organizadores han anuciado hoy la suspensión del rally 2008 ante la amenaza terrorista que pesa sobre Mauritania, escenario de ocho de las 15 etapas y en cuyo territorio se han producido dos graves atentados atribuidos al islamismo radical.

Coma reconoció que le cuesta creer que se haya anulado una carrera que pasa un año entero preparando, pero indicó que a medida que analiza lo que sucede le parece más grave por las consecuencias que esta decisión tendrá en África. "Al principio piensas que te quedarás un año sin correr, pero luego te acuerdas de otras cosas, el trabajo de los mecánicos, la fundación (Dakar Solidario), los amigos que tienes en África y que este año no verás. No es sólo la carrera, es todo lo que viene detrás, el trabajo de muchos meses", comentó.

El piloto se mostró particularmente preocupado por las consecuecias que la anulación tendrá en Mauritania. "Es un país que está muy mal y después de esto no sé quien va a ir a Mauritania", aseguró.

Coma auguró un cambio de ciclo en el rally raid y lo comparó con el que hubo tras la muerte de Thierry Sabine. "En los próximos días sabremos cómo será, pero estoy seguro de que esto marcará un antes y un después", aseguró.

También aventuró posibilidades para salvar la carrera, como hacerla en la Europa del este o Sudamérica, se definió como un enamorado de África y de sus desiertos por lo que mostró su deseo de que vuelva a ese continente. "Aunque ahora lo veo difícil", aseguró el piloto, quien se mostró confiado en que los organizadores montarán un rally el año próximo.