Miércoles, 2 de Enero de 2008

Nuevo año pero viejas costumbres

El Átlético se dejo llevar y firmó las tablas ante un descarado Granada 74

HUGO JIMÉNEZ ·02/01/2008 - 23:45h

A veces es tan importante realizar los deberes a tiempo, como después acudir a presentarlos. Ayer el Atlético, que tenía la lección aprendida de su visita a Motril hace dos semanas, estuvo a punto de olvidarse en casa los ejercicios que tanto trabajo le costó hacer. Comenzó el choque como la noche, fría. En este escenario los rojiblancos se dejaron llevar, mientras el Granada 74 crecía ante la pasividad local.

Aranda estuvo a punto de hacer que al Atlético se le atragantase el turrón navideño en dos ocasiones, pero la falta de puntería del delantero dejó, al descanso, el partido en tablas. En la reanudación más de lo mismo. Mista adelantó al Atlético tras un centro de Reyes y Aranda devolvió la igualdad de falta, y en la prolongación, para firmar unas pírricas tablas.